Opiniones

¿Qué decir cuando te anuncian un embarazo?

Qué decir cuando te anuncian un embarazoHasta ahora no me había planteado lo borrica que puede ser alguna gente a la hora de qué decir cuando te anuncian un embarazo. En mi caso decidimos mantener el secreto, incluso entre la familia, hasta tener la ecografía de las 12 semanas y tener una certeza más o menos fiable de que el embarazo avanzaba con paso firme y sin complicaciones. Llegados a este punto comenzamos a difundir la noticia y en cosa de 5 días ya estaba todo el mundo al tanto de nuestras perspectivas (menos en mi trabajo, donde aún esperaré algo más para dejar caer la bomba). Ahora que han pasado unos días, me siento a reflexionar acerca de las reacciones y comentarios que realizaron nuestros allegados al enterarse del embarazo. Voy a clasificarlos en grupos, y no daré nombres, por si resulta que alguno aún muestra un ápice de sensibilidad para otras cosas.

1. Buena gente. Aquí están todos aquellos que se han alegrado por la noticia, te han dado la enhorabuena, han tratado de transmitirte tranquilidad y darte ánimos para que afrontes con calma los meses que quedan. Te han contado sus experiencias como madres o padres, desdramatizando el asunto y haciendo hincapié en las cosas buenas que conlleva la maternidad. Tratan de ahuyentar de tu mente todas tus dudas, tus miedos a las posibles complicaciones del embarazo y tratan de hacerte ver que es un proceso natural, muy habitual y con un proceso y un final maravilloso. Se preocupan por tu estado, por conocer todos los detalles que quieras ofrecerles al respecto y empiezan a planear ya los regalos que quieren hacerte y a expresar sus preferencias porque el bebé sea niño o niña. Son gente con la que da gusto estar y compartir este momento y te dicen las cosas que cualquier embarazada quiere oír.

2. Gente desinteresada. Personas, incluso familiares muy cercanos, a los que parece que la noticia les ha entrado por un oído, les ha salido por el otro y no ha dejado ningún tipo de registro mental en su interior. Ni se sorprenden ni se dejan de sorprender. No experimentan ningún tipo de emoción, no realizan las típicas preguntas (¿de cuánto estás? ¿Se sabe si es niño o niña? ¿Cómo lo estás llevando?) y cambian de tema a cualquier otro asunto que nunca jamás en la vida podrá ser tan importante como la noticia que tú acabas de contar. ¡Que estoy embarazada! Generalmente son hombres, mayores y que ya están de vuelta de todo. Según van pasando los días, su desinterés sigue en aumento y llegas a plantearte si será porque realmente no se han enterado de la noticia de tu embarazo. Pero se nota que lo hacen sin mala intención, así que también están perdonados.

3. Gente de entendederas cortas o justitas. Existirían peores calificativos, pero se trata de que el blog pueda seguir siendo apto para todos los públicos y de no herir susceptibilidades en grado superlativo. Se trata de mujeres (siento la discriminación, pero lo cierto es que no me he topado con ningún hombre que encaje en este grupo) que aprovechan tu momento de felicidad para hacerte entender que, aunque hayas esperado 12 semanas para dar la noticia, ellas tuvieron abortos en esas fechas, que tu prudencia para mantener el secreto no te va a servir de nada y que las cosas malas te pueden pasar igual. Entonces te dan detalles escabrosos sobre cómo perdieron a sus bebés y tú, que aunque sabes que cada día del embarazo puede pasar algo que lo dificulte te creías relativamente a salvo tras la barrera de las 12 semanas, vuelves de golpe a los miedos y temores que te surgieron el día en que orinaste sobre un test de embarazo que resultó positivo. En definitiva, esta gente te hace retroceder a los momentos más angustiosos del inicio de tu embarazo y dificultan que puedas visualizar un final feliz. Mi consejo: hacer como la gente desinteresada del grupo 2: dejar que esta información te traspase de lado a lado y no haga mella en tu estado de ánimo. Tienen poco tacto y no pueden evitarlo, pero lo peor es que a veces da la sensación de que te lo dicen no con ánimo de informarte sino de amedrentarte, y que disfrutan haciéndotelo pasar mal.

4. Los jinetes del apocalipsis. Aquí vuelve a haber sexos para todos los gustos. Los que pertenecen a este grupo ya han sido padres al menos una vez y se deleitan al detallarte como tener a tu primer hijo no es que vaya a cambiarte la vida ¡es que te la va a arruinar por completo! Olvídate de los viajes, de tu grupo de amigos, de tus actividades favoritas, de tus posibilidades laborales (esto sólo si eres la madre, si eres el padre estás a salvo), de tus siestas, de tus noches relajadas y destinadas al descanso, en definitiva, prepárate para dejar atrás la vida más o menos digna que habías llevado hasta ahora y agárrate los machos para adentrarte en los abismos del averno más tenebroso. Cuando una decide ser madre se mentaliza mínimamente para este tipo de cambios, con la esperanza de que a medida que crezca el bebé podrás ir retomando ciertas costumbres que quizás debas aplazar en un primer momento. Pero esta gente ya tiene a sus churumbeles más que criados y sin embargo la mala racha sigue como si se encontrasen en el día posterior al parto.

Creo que estos 4 tipos recogen más o menos bien el perfil de la gente a la que le hemos dado la noticia. Seguro que existen muchísimos más, así es que nos gustaría saber ¿qué especímenes sociales descubristeis vosotros cuando disteis la noticia de vuestro embarazo?

Esto te puede interesar

40 Comentarios

  • Responder
    menciablog
    8 mayo, 2013 at 08:50

    Muy bueno tu post, tal cual! Yo añadiría un quinto grupo, el de los sabelotodos que te tratan de evangelizar sobre embarazo, maternidad, crianza…decretando que eres tonta e inexperta y ellos listos y muy mañosos. Mi consejo, ni caso…La intuición en estos casos vale un potosí!

    • Responder
      planeandoserpadres
      8 mayo, 2013 at 11:32

      Completamente de acuerdo, pero ya tengo preparado un post sobre las recomendaciones de la gente que lo sabe absolutamente todo acerca de los embarazos. En breve ¡seguiremos criticando!

  • Responder
    menciablog
    8 mayo, 2013 at 08:51

    Reblogueó esto en Mundo Premamá.

  • Responder
    Eli
    8 mayo, 2013 at 08:52

    Hola! Felicitaciones por tu embarazo!!!! yo estoy embarazada de 38 semanas, así que me queda poco, tus comentarios me hacen rememorar las primeras semanas, que épocas, jaja!!!
    Respecto a este post, yo creo que las embarazadas nos damos una importancia que no tenemos. estamos embarazadas, como tanta otra gente lo estuvo antes, no es nada especial pero nosotros nos creemos que hemos descubierto el everest.
    Normal que

    muchamucha gente pase, porque no le importantatanta lo estará luego. Pero bueno, cuando te toca para uno es la gran cosa, puteo para el

    • Responder
      planeandoserpadres
      8 mayo, 2013 at 11:34

      ¡Ay qué poquito te queda! Mira que yo soy muy de lucirme pero esto del embarazo lo llevo de forma bastante discreta. Aún así sí me gusta que me hagan un poco de fiesta alrededor y que todos se alegren tanto o más que yo. Aunque es cierto que también se agradece que otra parte de la gente lo lleven con total naturalidad y «desinterés», porque al menos esos no agobian.

  • Responder
    Siri
    8 mayo, 2013 at 09:07

    Yo creo que me sentire muy triste si al dar la noticia se cambia de tema… espero que no me ocurra…
    Y tambien tendre que soportar que me digan lo que tengo que hacer para TODO, y que se me acabo la vida que llevo… en fín, llevas razon son los comentarios de siempre y que imagino que toda embarazada tiene q escuchar.

    • Responder
      planeandoserpadres
      8 mayo, 2013 at 11:35

      Pero como ya estamos preparadas, sólo tenemos que sentarnos y tener paciencia para soportar el aluvión de opiniones personales que nos caiga encima y después a otra cosa. Pero parece inevitable este proceso de recibir consejos ajenos que no has pedido.

  • Responder
    Luci
    8 mayo, 2013 at 10:15

    …Y luego están, como la madre de mi marido, las que cuando has perdido a tu bebé en la sexta semana, has pasado unas semanas de bajón (ella no sabe nada, porque ni se preocupa por mi) y por fin te vas animando para seguir intentándolo y lo que menos quieres es recordar aquello, ella va y no para de hablar, cuando vamos a verla, de abortos de otras mujeres, o de mujeres que acaban de ser mamás pero su embarazo fue lo peor porque tenía pérdidas y tuvo que hacer reposo los últimos meses, o de amigas suyas que nunca consiguieron embarazarse a pesar de estar ambos sanos y que quisieron adoptar pero no tenían dinero….En fin, la alegría de la huerta, oye.

    Tú haces bien en dejar que por un oído te entre y por otro te salga. Yo intento seguir tu ejemplo en eso, jaja. Desde aquí te deseamos todo lo mejor y decirte que todo va a salir genial y que tienes un bebé precioso, según vimos en la eco de las 12 semanas 😀 😀

    ¡Muchos besitos!

    • Responder
      planeandoserpadres
      8 mayo, 2013 at 11:38

      La verdad es que lo de pasar de las opiniones que no me interesan siempre se me ha dado súper bien ¡y ahora lo estoy agradeciendo mucho! Pero vamos ¡vaya con tu suegra y sus comentarios! Que parece que haya tenido contacto con todos los embarazos complicados o con final infeliz que han sucedido en el mundo. Yo debo reconocer que son pocas las que han recurrido al tema del aborto para dar conversación (que para eso mejor nos hubiésemos quedados calladitos o hablado del tiempo) pero se ve que es un tema muy recurrente y que a la gente le encanta comentar para frustrar la alegría ajena.

  • Responder
    alfo y vero
    8 mayo, 2013 at 12:34

    Hola! Que bueno este blog! Lo seguiré!

    Nosotros también estamos esperando nuestro primer bebé y creamos un blog para ir escribiendo todo lo que nos pasa durante le proceso de nuestro primer embarazo!

    Un saludo!

    http://www.babyguasta.blogspot.com

  • Responder
    isabelmontaner
    8 mayo, 2013 at 11:37

    con lo facil que es dar la enhorabuena y alegrarse por EL NOTICIÓN!!!
    yo creo que todo depende de la empatía y lo que de verdad puedas alegrarte por otros… a mi realmente me sorprendieron algunas reacciones, jamás me hubiera esperado algunos comportamientos.
    Pero sabes! para mi, la vida ha cambiado muchísimo…y desde el momento en que dí la noticia y según fueron sus reacciones….la involucración que tienen en esta nueva vida es totalmente proporcional! hay gente que sabe estar y hay gente que simplemente no está…pero los que tienen que estar….NO FALLAN!!!
    ánimo guapa!

    • Responder
      planeandoserpadres
      8 mayo, 2013 at 11:41

      ¡Pues eso digo yo! Que por muy mal que te caiga alguien, yo creo que si me contaran una noticia así me alegraría por ellos. Pero lo peor es que este tipo de comentarios a veces los recibes de gente muy cercana, y ya dudas de si lo hacen con maldad, por desconocimiento acerca de las emociones trastornadas que pueden tener las embarazadas o porque realmente les parece un tema apropiado para comentar en esa situación. Veremos a ver si ya dejan el tema en los encuentros futuros, porque si no me parece que dependiendo con qué personas voy a tratar de no coincidir durante prácticamente todo el embarazo… Los que no se alegren y no me digan cosas bonitas ¡borrados de la agenda de contactos!

  • Responder
    los Ángeles de la Sierra
    8 mayo, 2013 at 13:26

    Hija mía, tiene que haber gente para todo….. Por suerte o por desgracia, todavía.no.lo se. Como te encontrarás de todo, quédate sólo con lo que más te guste y lo demás , escucha , pero no retengas

    • Responder
      planeandoserpadres
      8 mayo, 2013 at 16:30

      Sí, sí si ya comento que a mí esto no me afecta, pero vamos, que llegan a dar con una embarazada sensible o con las hormonas revolucionadas y la hunden por completo.

  • Responder
    mOOntsEsteban
    8 mayo, 2013 at 14:01

    ¡Ostras, muy buen resumen!
    Es verdad que te encuentras con toda esta fauna.

    Yo prefiero quedarme con esas mujeres que cuando se enteran de la noticia les comienza a brillar los ojos y te cuentan anécdotas de su embarazo. Me parece súper bonito como de repente se crea un lazo entre las mujeres que están o han estado embarazadas. love! love! love! ¡hahaha!

    Ahora que nosotros tb nos quedamos a cuadros con familiares que no parecían mostrar ninguna sensibilidad hacia el tema (y que no nos los esperábamos) y la peña apocalíptica ya es para mandarlos todos a la luna (pobre luna) Como le mola a alguna gente quejarse y dramatizar…

    Un besoooo,

    • Responder
      planeandoserpadres
      8 mayo, 2013 at 16:32

      ¡Ay sí es que estamos en un país más teatrero…! Bueno no sé en Polonia cómo serán para estas cosas pero aquí es que todo te lo exageran ¡y sobre todo lo malo! Que si tan mal creía que lo iban a pasar ¿por que se embarazaron ellos? ¿Tanto se arrepienten de haberse lanzado a la paternidad? ¿o realmente todo esto les pilló por sorpresa? Seguro que nunca lo averiguaremos…

  • Responder
    Mis2monstruitos
    8 mayo, 2013 at 13:21

    Las del punto 3 son las peores. Como el blog es apto para todos los públicos no puedo poner lo que me gustaría poner, pero vamos…
    Los del 4… cierto que no vas a poder hacer exactamente, y recalco exactamente los mismos viajes que antes, pero vamos, ir se puede ir a todos sitios.
    Bueno, habrá restaurantes que te mirarán mal antes de entrar cuando vas con la prole, pero nosotros es que a esos ya ni entrábamos.

    Salu2

    • Responder
      planeandoserpadres
      8 mayo, 2013 at 16:29

      Sí, sí las del punto 3 son para echarles de comer aparte. Claro que tendremos que hacer cambios en los viajes y en la vida cotidiana, pero de ahí a que la vida tal y como la conocías va a desaparecer por completo, es ser una mijita exagerados ¿no? Lo de los restaurante de momento no nos va a preocupar porque con la crisis somos más de comer en casa y sitios de bocadillos, así es que no creo que ahí nos vayan a impedir la entrada.

  • Responder
    Esther
    8 mayo, 2013 at 14:23

    Supongo que debe de ser algo común que la gente te cuente sus anécdotas cuando sueltas la bomba de que estás embarazadas. Muchas de esas son buenas, aunque otras no. En mi caso, relatos de experiencias malas durante el parto, que finalizan con un: pero tu tranquila que no tiene porque pasarte lo mismo a ti, eh!…Y te las miras con una cara de: Si, ya lo sé, pero las pesadillas que me vas a crear por contarme depende que cosas, que???
    La verdad es que lo mejor es quedarse con lo bueno, las buenas reacciones y los buenos comentarios y sobretodo disfrutar del embarazo!!

    • Responder
      planeandoserpadres
      8 mayo, 2013 at 16:39

      Sí, sí tú tranquila, que yo te cuento todas las desgracias ajenas y te las exagero un poquito pero vamos, que esto no tiene que afectarte porque a lo mejor tú tienes la inmensa suerte de ser inmune a todo esto. ¡Ay, es para matarlas! Yo creo que esto ya se les pasa en la fase inicial, o sea que según vaya avanzando el embarazo no creo que me sigan amenazando con el riesgo de los abortos del primer trimestre… porque entonces me voy a tener que replantear seriamente el romper las relaciones durante un tiempo ¡que no estoy yo para preocuparme innecesariamente! A ver si este segundo trimestre ya disfruto algo más, porque de momento me está pasando todo tan desapercibido que lo estoy viviendo no muy intensamente.

  • Responder
    Diana
    9 mayo, 2013 at 07:50

    Como te entiendo….y que asco la gente que has bautizado «corta de entendederas» porque yo les habría puesto un nombre más feo. Lo malo es que hay gente de esa en todas partes y aún te tocará aguantar algún comentario más. Es que la gente no tiene nada mejor que hacer que poner nerviosos a unos futuros padres?
    De nuevo, el mejor consejo que ya te han dado, pasa de todo y todos

    • Responder
      planeandoserpadres
      9 mayo, 2013 at 08:14

      En esas estamos, pero yo creo que ya que voy llegando a los 4 meses de embarazo se les irá pasando esta manía porque no creo que vayan a estar retomando el tema de los malos augurios durante los 9 meses.

  • Responder
    sradiaz
    9 mayo, 2013 at 13:08

    Desde luego… los de los últimos puntos me han enfadado, no se puede ir por ahí arruinando la ilusión de una de ésa forma… en fin, hay gente que disfruta contando desgracias.

  • Responder
    Bombones
    9 mayo, 2013 at 15:50

    Desde luego, es que hay cada uno por ahí que madre mía. Yo no tengo muy mala experiencia, por suerte.
    Pero prepara también post para lo que te dirán cuando conozcan al bebé. De piedra me quedé yo cuando una vecina le dijo a Bombón1 con sólo 15 días que sentía que estuviese aquí, porque lo que le quedaba por ver no merecía la pena. No se que le pasaría, pero yo no he vuelto a cruzar palabra con ella. Es evidente que no merece la pena.
    Hay que ser indiferente a ese tipo de comentarios.

    • Responder
      planeandoserpadres
      9 mayo, 2013 at 19:26

      ¡Ay! Yo también conozco a alguna de esas que piensan que este mundo es un puro valle de lágrimas, que traer hijos a él es querer destrozarles la vida y poco más o menos que un símbolo de crueldad y egoísmo por parte de los padres… ¡vamos que mejor estaríamos todos estériles y sin posibilidades de procrear! Pero si biológicamente estamos programados para esto ¡seguro que será porque somos capaces de sacar a los churumbeles adelante y conseguir que tengan una vida más o menos satisfactoria! Y el resto son excusas de quienes no quieren tener niños, no pueden (mala suerte, pobres), no les gustan…

  • Responder
    Pru
    9 mayo, 2013 at 16:34

    Pues me parece una clasificación muy buena!!! A mí sobre todo me matan los aguafiestas, que sólo te recuerdan cosas negativas de tener niños (pero éstos me fastidian con cualquier tema, no sólo la maternidad, jiji).

    • Responder
      planeandoserpadres
      9 mayo, 2013 at 19:28

      Tienes razón porque casi siempre, quienes dan una opinión negativa sobre la maternidad es porque también suelen darla sobre cualquier otro tema. ¡Ellos se lo pierden! Porque total, nos cuesta el mismo trabajo ver el lado positivo de las cosas que la cara más desagradable, así que ¿para que invertir tiempo en buscar obstáculos a nuestros deseos?

      • Responder
        Nuria
        9 mayo, 2013 at 21:21

        Y luego están los que te describen con pelos y señales los dolores de parto, los litros de sangre que perdieron y los 57 puntos que le dieron…

  • Responder
    padresdetrillizas
    9 mayo, 2013 at 22:00

    te podrás imaginar las lindezas que tuve que escuchar yo… los simpáticos genial y emocionados, pero nadie indiferente, claro, son tres. Ente los desagradables, reúno a todos aquellos padres y madres que viven amargados (quizás no tenían muy claro lo que es ser padre antes de hacerlo) y que se dedican a decirte todo lo malo que te va a pasar cuando nazcan, y encima siendo tres!: no vas a dormir en tu vida, te van a volver loca, olvídate de tu vida normal, olvídate de tu vida sexual, olvídate de todo, preferirás trabajar a estar con ellas… Cuando nacieron y las llevamos a casa y estábamos felices como perdices, nos decían: claro, ahora es fácil porque son pequeñas, ya veréis con los purés. Cuando llegaron y fue mejor aún: sí, pero ya veréis cuando anden… cuando eso ha llegado y todo sigue bien, uff! ya verás la adolescencia… estoy cansada, harta, de la gente amargada que le gusta amargar a los demás para que seamos igual de infelices que ellos! Es por ello que siempre te digo lo mismo: disfruta, disfruta, disfruta, cada momento, cada segundo, porque es irrepetible.

    • Responder
      planeandoserpadres
      10 mayo, 2013 at 09:09

      ¡Qué bien explicado! Es que siempre habrá gente que tratará de hacerte ver los obstáculos que vas a encontrarte en la vida, y cuando finalmente te enfrentes a ellos y descubras que no era para tanto ¡te buscarán otros nuevos para hacerte la vida imposible! Cuando yo era pequeña era muy buena estudiante, y tenía una vecina con una hija un año mayor que yo y bastante desinteresada por el mundo escolar. La madre siempre me decía: «eso es porque estás en primaria pero cuando avances de curso…». Y no pasó nada. Después me decía: «eso es porque estás en los últimos años del colegio pero cuando llegues al instituto…». Y no pasó nada porque las notas siguieron igual. Después yo fui a la universidad y su hija no y ahí terminaron los consejos sobre mi vida académica. Moraleja: que cada cual diga lo que quiera porque al final el tiempo y los hechos demostrables nos ponen a cada uno en su lugar.

      • Responder
        padresdetrillizas
        10 mayo, 2013 at 15:17

        Ja, ja, ja, otro caso, la misma razón, gente que envidia o vive amargada… hubo una que me dijo cuando aún lo intentábamos: uff! Estás segura? Yo si volviera atrás no tendría hijos… yo flipé. Cuando ya estaba preñada, me dijo: y vas a tener los tres? Se te va a quedar la tripa horrible! Entonces lo entendí todo… Ahora le sienta aún peor verme que estoy como cualquier otra mujer parida (de cuerpo, digo) y feliz de la vida con tres niñas que me hacen feliz y además, me dejan vivir, y dormir, y estar con mi marido… vamos, como dices, cada uno en su sitio!

        • Responder
          planeandoserpadres
          12 mayo, 2013 at 09:57

          ¡Ay menos mal que el culto al cuerpo a mí no es algo que me obsesione porque ya lo tengo bastante limitadito! Pero vamos que arrepentirse de tener hijos por las posibles «secuelas físicas» que te puedan dejar es un poquito superficial ¿no?

          • padresdetrillizas
            12 mayo, 2013 at 21:48

            Con esa frase me lo dijo todo… pero es que te podría decir otras 80… por ejemplo, cuando se enteraban recién parida que había dado a luz el 31 de diciembre, me decían, claro para cobrar el cheque bebé, no? Y yo pensaba, de verdad hay gente que cree que pondría la vida de mis niñas en peligro por unos míseros miles de euros? Mejor no contestar porque si contestaba………

          • planeandoserpadres
            13 mayo, 2013 at 17:21

            Uy es que en esa época recuerdo yo que en el telediario solían decir que se estaban saturando las fechas para los partos programados, y que muchos querían que su parto fuese antes de ese día para aprovecharse del cheque, o sea que esos que piensan mal de ti lo mismo sí que tienen razón en otros casos. Pero vamos, que yo he visto a gente que a elegido el día del parto para que le cuadre con las vacaciones o con algún evento especial, así que gente que pondría en riesgo la salud de sus bebés sin causa justificada, por desgracia existe.

          • padresdetrillizas
            13 mayo, 2013 at 22:38

            Sí, si eso lo recuerdo… pero de ahí a tener niñas de kilo y medio y 31 semanas creo que va un trecho.., a la gente le falta pensar antes de hablar. Cárgate de paciencia, porque no hay nada mejor que una recién parida para poner en práctica este deporte popular!

          • planeandoserpadres
            14 mayo, 2013 at 18:48

            ¡Seguiré tu consejo!

    ¡No te cortes, deja un comentario!

    La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicitamos es para gestionar los comentarios que realizas en este blog. Legitimación: Al marcar la casilla de aceptación, estás dando tu legítimo consentimiento para que tus datos sean tratados conforme a las finalidades de este formulario descritas en la política de privacidad. Como usuario e interesado te informamos que los datos que nos facilitas estarán ubicados en los servidores de Webempresa Europa S.L., con domicilio social en Madrid, C/ Almagro 11 6º 7ª 1 C.P. 28010 España. El hecho de que no introduzcas los datos de carácter personal que aparecen en el formulario como obligatorios podrá tener como consecuencia que no pueda atender tu solicitud. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en info@planeandoserpadres.com así como el Derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de privacidad y cookies que encontrarás en el menú del blog.