Segundo trimestre de embarazo

La ecografía de las 20 semanas

ecografía de las 20 semanas¡Y por fin llegó el día! ¿Qué día, qué día? Se preguntarán algunos. Pues de entrada deberías saber que para una embarazada parece que sólo existen unos cuantos días memorables durante este proceso.

  • Día 1. Te haces un test de embarazo y confirmas que has empezado el ansiado proceso ¡yujuuu!
  • Día 2. Acudes a tu primera ecografía, si es por la Seguridad Social será en la semana 12. Si es en un centro privado, será cuando tú quieras y lo pagues.
  • Día 3. ¡Este es el mío! ¡La ecografía de las 20 semanas del embarazo! Descartas anomalías, malformaciones y puedes descubrir el sexo de tu bichillo.
  • Día 4. El parto. Este aún no lo he vivido, por lo que de momento estoy hablando sin conocimiento de causa, pero vamos yo creo que debe ser también un día para planearlo a lo grande.

La ecografía de la semana 20 se programa entre la semana 18 y 22 del embarazo, un momento en el que el bichillo ya mide unos 20 centímetros y está suficientemente formado (órganos, sistema nervioso, circulatorio, etc.) y tiene un tamaño adecuado para ser observado en toda su amplitud sin que se encuentre constreñido dentro del útero. Además, el líquido amniótico, que va desapareciendo a lo largo del embarazo, es ahora abundante y esto facilita que la imagen del ecógrafo sea de mejor calidad. A partir de aquí esto es lo que debes tener en cuenta para realizar tu visita.

1. ¿En ayunas o con la vejiga llena/vacía? No hay que preocuparse por nada de esto y puedes ir como te de la real gana. Eso sí, como en el resto de ecografías, es recomendable no usar cremas en la zona abdominal al menos durante los dos días anteriores a la prueba, ya que la grasilla de estas pueden dificultar la visibilidad del ecógrafo. ¡No sufráis! En sólo 2 días no creo que nos vaya a salir una estría a traición.

2. Duración. Más o menos como el resto de ecografías del embarazo, entre 20 minutos y media hora, porque hay que evaluar y medir muchas cosas, pero si todo es normal el asunto puede ser más rápido y si hay algún obstáculo, pues más lento. Pero vamos, que no vais a tener que echar el día en el hospital. Yo estuve 30 minutos justitos.

3. Ecografía abdominal. En principio, la ecografía de las 20 semanas será abdominal y no vaginal como la de la semana 12, aunque se puede usar una combinación de ambas si el caso lo requiere. Por ejemplo, a mí en la semana 12 no había forma de medir el perímetro del cráneo y me hicieron una eco vaginal y otra abdominal en el mismo momento. Además, las que estamos entraditas en kilos debemos saber que la grasilla acumulada en la zona abdominal puede impedir la correcta recepción de la imagen del bichillo, por lo que a lo mejor es necesario mirar un poquito a través de la vagina para obtener imágenes más cercanas y nítidas. El aparato debía ser bueno porque en mi caso hubo suficiente con el visionado abdominal.

4. Mejorar la visibilidad. Si hay poco líquido amniótico o si el feto no se mueve mucho puede dificultar el visionado de ciertas partes. En principio, se elige este rango de semanas del embarazo porque por el tamaño del bichillo y la cantidad de líquido la movilidad suele ser buena y este va dando tumbos mostrando su cuerpecito por todos lados. Para favorecer que esté como una moto y no pare de moverse durante todo el proceso es recomendable tomar algo dulce al menos 30 minutos antes de la prueba. Este no es el mejor momento para preocuparse por las calorías ni por la dieta… En el caso de que algún parámetro no pueda apreciarse con claridad, puede ser necesario repetir la ecografía, lo que no significa que haya ningún tipo de problema.

5. Lo que se va a medir. El profesional en cuestión visionará y comprobará la medida, la forma y el correcto funcionamiento de los siguientes elementos:

– Presencia de quistes, bultos e idoneidad del útero.

– Número de embriones: a estas alturas ya deberíamos saberlo pero por si acaso nos confirmaron que había uno.

– Actividad y ritmo cardíaco. ¡Acelerado como en todos los bebés!

– Movimientos fetales espontáneos.

– Colocación del feto: en mi caso de forma longitudinal con presentación podálica y dorso a la izquierda. En cristiano: como si estuviera de pie y mirando hacia la derecha.

– Medidas: DBP (diámetro biparietal, o sea de la cabeza), circunferencia cefálica; circunferencia abdominal, longitud femoral, pliegue nucal, arterias uterinas (que son las que llevan la sangre de la madre hacia el feto).

– Cabeza: calota (pare superior del cráneo), estructuras cefálicas, fosa posterior, ventrículos cervicales. Esta es la parte que peor se veía en mi eco porque la tenía escondida detrás de mi mayor michelín.

– Cara: boca, nariz, mandíbula, órbitas oculares.

– Tórax: disposición cardiaca, presencia de las 4 cámaras cardíacas, tractos de salida cardíacos, campos pulmonares, diafragma. Todo en funcionamiento.

– Abdomen: pared abdominal, inserción del cordón umbilical, contenido abdominal, cámara gástrica, vesícula biliar.

– Aparato genital y urinario: riñones derecho e izquierdo, vejiga, genitales. El hombre era prudente y preguntó si queríamos saber el sexo antes de declararlo a lo loco.

– Esqueleto: columna vertebral, extremidades superiores (brazos), extremidades inferiores (piernas). ¡Con mucho movimiento y cruzándose a traición en medio del vídeo!

– Otros: características del cordón umbilical, cantidad de líquido amniótico y situación de la placenta.

Y después de todo esto tú te vas a casa de lo más contenta con las nuevas fotos de tu bichillo (véase que está mirando al suelo) si te dicen que todo es normal. Y más todavía si te logran identificar claramente el sexo de tu bichillo sin que parezca haber lugar a dudas, pero eso ya será el post de mañana… También nos han facilitado una nueva guía de información para mujeres embarazadas que explica las pruebas habituales durante el embarazo, cómo son las visitas, cuándo debemos acudir al hospital, cómo será el parto, la estancia en el hospital con el bebé, la vuelta a casa, consejos para la lactancia materna y trucos para facilitar los trámites y gestiones administrativas. También hay un folio con información para concertar una cita y realizar una visita guiada de 1:30 horas por las dependencias del hospital en el que daremos a luz. ¡Tenemos que reservar plaza ya!

Esto te puede interesar

16 Comentarios

  • Responder
    Elena
    20 junio, 2013 at 07:45

    Se cortó el mensaje anterior. Quería decir que hicisteis bien los deberes! Te lo llevabas aprendido . Una de las cosas que más recuerdo de mi embarazo es que apenas di escuchaba al medico en las ecos. Me dedicaba a mirar y remirar que todo fuera normal. No supe disfrutar de sus movimientos, de la emoción de oír sus latidos … Deformación profesional! Saber mucho no siempre es bueno.

    Y por dios !! Dinos si es rosa o azul ; )

    • Responder
      planeandoserpadres
      21 junio, 2013 at 08:16

      Yo es que como no entiendo nada de lo que veo en las ecos, me pasa al contrario que a ti, que me dedico sólo a escuchar lo que dice el médico para ver si me aclara algo. Y como ya ha salido el post de hoy… ¡será rosa!

  • Responder
    El rincón de Mixka
    20 junio, 2013 at 07:18

    Eres cruel… Jajajajajajajaja Mmmmmmala!!!!

    ;))

  • Responder
    yllegom
    20 junio, 2013 at 07:40

    Esta ecografia es de las más emocionantes (es que me hice unas cuantas al ir por lo privado). De todas formas yo me hacía la ilusión de que me explicarían y me enseñarían todo y en realidad me tocó una doctora bastante parca en palabras: en total fueron 20 minutos en silencio y dos enseñándome las cosas principales. Para esa eco yo ya sabía que era una niña, así que no había tanta sorpresa como en tu caso… a ver qué tal!!!!

    • Responder
      planeandoserpadres
      20 junio, 2013 at 07:45

      Pues a nosotros, en la Seguridad Social, nos tocó un médico que fue detallando durante la media hora paso por paso todo lo que aparecía en la imagen. ¡Y eso que yo casi nunca distingo nada y casi me daría igual que se quedase calladito! Y si no se veía algo bien ¡vuelta a pasar por el mismo sitios para que viésemos una mano con todos sus deditos, la bolsa del estómago… Tanto es así que cuando salimos mi marido lo felicitó por lo bien que nos lo había explicado todo desde el primer momento. La verdad es que estamos teniendo una suerte con el personal público ¡’que no nos la merecemos!

  • Responder
    Esther
    20 junio, 2013 at 07:40

    La eco de las 20 semanas, a parte de la 3D, me gustó mucho, está muy bien y es muy chula ya que se pueden apreciar todos los organos del bebé! Además de descartar anomalías y dejarte mas tranquila 🙂
    La del tercer trimestre (unas 30 semanas) ya no se ve casi nada porque es tan grande el bebé que ves partes de él.
    A seguir sumando semanas!

    • Responder
      planeandoserpadres
      21 junio, 2013 at 08:14

      Sí que se ve todo y como lo explican tan bien… todo el mundo dice igual, que en la siguiente todo será tan grande que ya habrá que ir pieza por pieza y no será lo mismo, pero bueno ¡ya hemos superado esta!

  • Responder
    Bombones
    20 junio, 2013 at 08:04

    Bueno, esta ecografía si va todo bien y te la explican en detalle, es la bomba. Para mí ha sido la mejor sin duda. Aprendí un montón, y me llevé las fotitos más chulas de mis peques… Bueno, a la primera de Bombón1 también le tengo mucho cariño, era como una habichuela.
    Enhorabuena porque todo fue bien. Y dinos ya que es porfaaaa!

    • Responder
      planeandoserpadres
      21 junio, 2013 at 08:17

      Mis 2 fotitos no es que sean una maravilla porque el colacao con azúcar hizo demasiado efecto y cuando el médico encuadraba la imagen el bichillo se movía a traición y le estropeaba el enfoque. Pero se puede saber el sexo, que aunque es lo menos importante de todo lo que evalúan ¡para mí fue el mejor momento!

  • Responder
    sradiaz
    20 junio, 2013 at 08:20

    ¡¿Nos vas a dejar así?!
    ¡qué malvadaaaaaaa!
    Pero al menos sabemos que todo está bien 😀

    • Responder
      planeandoserpadres
      21 junio, 2013 at 08:18

      Eso parece. Todo normal, que es lo máximo que te dicen. Pero ya queda tan poquito para que lo cuente todo…

  • Responder
    Diana
    20 junio, 2013 at 11:27

    No es justo!!!!!!!! Como loca leyendo para salir de dudas y nos dejas en ascuas, jajaja

    • Responder
      planeandoserpadres
      21 junio, 2013 at 08:18

      ¡Jajaja! Voy a tener que usas esta técnica más veces a ver si engancho a los lectores del blog día tras día.

  • Responder
    nohabrapazparalasmadres
    20 junio, 2013 at 12:28

    Qué fuerte!!! Me lo he leído y no lo has dicho!!! Qué poca vergüenza!!! jajajaja

    • Responder
      planeandoserpadres
      21 junio, 2013 at 08:20

      ¡Uy cómo está el patio de revolucionado! Pensad que son las hormonas, que me están haciendo cruel 😛

    ¡No te cortes, deja un comentario!

    La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicitamos es para gestionar los comentarios que realizas en este blog. Legitimación: Al marcar la casilla de aceptación, estás dando tu legítimo consentimiento para que tus datos sean tratados conforme a las finalidades de este formulario descritas en la política de privacidad. Como usuario e interesado te informamos que los datos que nos facilitas estarán ubicados en los servidores de Webempresa Europa S.L., con domicilio social en Madrid, C/ Almagro 11 6º 7ª 1 C.P. 28010 España. El hecho de que no introduzcas los datos de carácter personal que aparecen en el formulario como obligatorios podrá tener como consecuencia que no pueda atender tu solicitud. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en info@planeandoserpadres.com así como el Derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de privacidad y cookies que encontrarás en el menú del blog.