Tercer trimestre de embarazo

La ecografía del tercer trimestre ¡la última del embarazo!

ecografía del tercer trimestreEl 20 de septiembre, con 33 semanas y 4 días de embarazo, fuimos a realizar la ecografía del tercer trimestre, la tercera y última ecografía que la Seguridad Social planifica para un embarazo de bajo riesgo como el nuestro. La fecha ya nos la dieron durante el mes de abril, así que ya estábamos ansiosos porque llegara, sobre todo por la cantidad de cositas rosas que hemos ido comprando para la bichilla y las dudas que nos asaltaban respecto a si seguiría siendo una niña o no, ya que sólo nos confirmaron el sexo en la ecografía de la semana 20 y ya nunca más volvimos a saber del tema. Como siempre, la consulta iba con un poco de retraso, unos 20 minutos, que se alargaron algo más ya que llegó otra embarazada que tenía la placenta previa, y claro como estas preñaditas deben ir a las ecografías sin haber orinado al menos durante las 4 horas anteriores, y la muchacha llevaba aguantándose desde la noche previa ¡o la dejábamos colarse o corríamos el riesgo de que le reventase la vejiga allí mismo! Mi placenta lateral derecha podía esperar otros cuantos minutos, aunque el futuro papá se desesperaba por momentos ya que debía volver al trabajo cuanto antes. La visita para la ecografía del tercer trimestre transcurrió de la siguiente forma.

1. Orinar mientras esperas. Si no te han detectado algún tipo de problema con la placenta, lo normal es que mientras estáis esperando vuestro turno, una enfermera os facilite una tira reactiva para que vayáis al baño, orinéis, dejéis la vejiga vacía y de paso aprovechar para detectar si tenéis algo de infección en la orina. Menos mal que ante la duda, salí de casa aguantándome el pis y habiéndome tomado un zumo de piña por si me veía en esta coyuntura, porque la verdad es que nadie me había avisado de que me fuesen a recoger ningún tipo de muestra.

2. ¡Nada de desnudarse! Exceptuando la ecografía de las 12 semanas, parece ser que en el resto de pruebas ya nadie está interesado en vernos todo el cuerpito. Sólo me hicieron bajarme el pantalón y las braguitas hasta la mitad del muslo y ya pude tumbarme boca arriba y taparme las intimidades con una micro sábana. Lógicamente fue una ecografía abdominal.

3. La tensión. Hasta ahora, sólo la matrona se había preocupado por tomarme la tensión, pero antes de empezar con la ecografía me la tuvieron que tomar dos veces: durante la primera medición yo estaba alegremente de charla, me dio la risa y me salió al límite de lo normal. En la segunda me hicieron quedarme calladita y ya volví a mi estado de pachorra habitual: 12-6,5.

4. Posición de la bichilla. En el primer movimiento me pusieron el ecógrafo algo por encima de la zona del pubis y ¡sorpresa! Allí estaba la cabeza de la bichilla. Yo que llevaba desde agosto padeciendo porque ella vivía felizmente en posición vertical y con la cabeza entre mis costillas izquierdas, resulta que a saber en qué momento se había dado la vuelta y ya estaba en la posición ideal de salida para el parto. La ginecóloga nos dijo que si bien los bebés pueden girar y cambiar de postura hasta el último momento, una vez que se colocan así es raro que cambien, porque se supone que para ellos esta es la colocación más cómoda, debido a lo reducido que se les está quedando el espacio. Nuestra bichilla está en la posición conocida como cefálica longitudinal.

5. Actividad del feto. Anotan si hay latido del corazón, si mueve las extremidades con normalidad, la formación y la circulación de los grandes vasos sanguíneos, etc. Si vuestros bebés son perezosillos como lo era la nuestra, es recomendable que toméis algo dulce (como un zumo) al menos media hora antes de la prueba, para estimularlos un poquito y que no nos llevemos disgustos innecesarios. Por petición popular (del futuro papá y mía) nos confirmaron que seguía siendo una niña.

6. Biometría. Son las medidas que toman para ver lo grande que es el bichillo, saber si está dentro de la normalidad para la semana de gestación en la que nos encontramos y tratar de calcular cómo será si viene al mundo con 40 semanas. Nuestra bichilla tiene un diámetro biparietal de 88 mm; una circunferencia cefálica de 311 mm; una circunferencia abdominal de 306 mm; un fémur de 68,6 mm y un peso de 2,542 kg y una altura de 46,6 cm. En resumen, y según las palabras de la ginecóloga ¡está bien criada, bien hermosa, es cabezona y panzona! Hasta el punto de que el día del parto su cuerpecito se parecerá al mío (recordemos mi tipo de vaca-burra) y no al del futuro papá (el del tipo de insecto palo). Con todas estas medidas, la bichilla se encuentra en el percentil 96, lo que quiere decir que, dentro de la normalidad, es de las grandecitas para su edad. Los percentiles van del 1 al 100, siendo el 50 la normalidad absoluta, considerándose algo pequeños los que están por debajo de esta cifra y grandes los que están por encima. Pero todo esto es orientativo. Si naciese en la semana 40, la bichilla pesaría un mínimo de 3,5 kg y un máximo de ¡sólo Dios lo sabe!

7. La placenta y demás elementos de casquería. La mía es una placenta lateral derecha con inserción normal y un grado II de maduración, lo que indica que ya se está volviendo vieja y que llegará un momento en que no sirva para alimentar a la bichilla, pero para entonces ¡ya habrá llegado al mundo! Mi cordón umbilical tiene 3 vasos (2 arterias y una vena) por lo que es completamente normal, como también lo es la cantidad de líquido amniótico que puede observarse.

¡Qué feliz nos hace ser tan normales! Lo peor de esta ecografía es que la bichilla ya es tan grande que sólo se puede ver por partes y en algunas imágenes yo no diferenciaba absolutamente nada. Durante un momento sí pudimos verle la punta de la nariz, los mofletes y los ojos ¡y ya no supe distinguir nada más! La revisión dura unos 20 minutos y después ya podemos volver a casa a esperar el momento del parto, porque el álbum de fotos de nuestros bebés antes del parto ya se ha acabado.




Esto te puede interesar

28 Comentarios

  • Responder
    sradiaz
    3 octubre, 2013 at 07:28

    ¡Qué emocionante! Y es genial que todo sea tan normal.

    • Responder
      planeandoserpadres
      3 octubre, 2013 at 08:15

      Sí, la verdad es que con esto del embarazo casi a lo máximo que una puede aspirar es a que todo sea normal. Porque por mucho que insistan algunas preñaditas y abuelas ¡la perfección en estas pruebas no existe!

  • Responder
    Mama y las Redes Sociales
    3 octubre, 2013 at 07:45

    Cuanto me alegro de que todos vaya tan bien y que os quede ya tan poquito para verle la carita 🙂

    • Responder
      planeandoserpadres
      3 octubre, 2013 at 08:15

      Tan poquito, tan poquito, que ya nos estamos poniendo un poquito ansiosos esperando a que se produzca el gran momento.

  • Responder
    Cuestión de madres
    3 octubre, 2013 at 08:38

    si es que ya no queda nada para ver a Laura!!!!! qué nervios… lo importante es que todo esté bien 😉 besos y feliz día

    • Responder
      planeandoserpadres
      4 octubre, 2013 at 09:57

      Sí, muy poquito, muy poquito pero ya no podemos contenernos las ganas de que llegue el día. ¡Se nos está haciendo más largo el último mes que los 8 anteriores!

  • Responder
    Gestando una idea
    3 octubre, 2013 at 08:54

    Jó, qué suerte poder vivir esas cosas. Qué bonito es todo. Y la bichilla ya está lista y posicionada para salir!! Bien!!

    ¡Besos!

    • Responder
      planeandoserpadres
      4 octubre, 2013 at 09:59

      La verdad es que las ecografías son todo una experiencia. Y esperemos que ahora que se ha colocado en posición de salida no le dé por innovar y girarse otra vez.

  • Responder
    saradapia
    3 octubre, 2013 at 08:56

    Ayyyy, ya no queda nada…., me estoy poniendo nerviosa hasta yo jijijijijijij

  • Responder
    Moda infantil y ropa bebé
    3 octubre, 2013 at 09:02

    Me alegra que todo vaya muy bien, ya te queda poquito.

  • Responder
    Bombones
    3 octubre, 2013 at 09:06

    En esta eco ya no se ve nada… De todas las que me hice tenía fotos chulísimas, menos de esta que no había forma de dstinguir nada. Eso sí, da una felicidad enorme salir sabiendo que todo esta bien.
    Aunque pueda parecer mentira, echarás de menos las ecografías. Pero como vas a por el segundo, ¡no hay problema!

    • Responder
      planeandoserpadres
      4 octubre, 2013 at 10:03

      No se ve nada de nada, todo es una masa rarísima y lo único que pudimos distinguir con claridad fue el corazón, la columna y los ojillos y mofletes que parecía que nos estuviese espiando por una ventanita. Pero todo esto por piezas. De momento, creo que durante unos meses (años) estaré entretenida con la bichilla y no echaré en falta las ecografías, pero si me da nostalgia ¡nos ponemos a fabricar el segundo bebé y asunto arreglado!

  • Responder
    Estibaliz
    3 octubre, 2013 at 11:47

    Genial que ya está colocada. A mi no me dió tiempo a pensarme lo de que ya queda poco. Los míos nacieron 4 semanas antes y llegaron de repente, sin avisar. Así que no me dió tiempo a ponerme nerviosa por la inminente llegada. A toro pasado, lo prefiero. Pero que susto la noche que rompí aguas. Intenta disfrutar de estos últimos días que luego no vas a tener ni un minuto.

    • Responder
      planeandoserpadres
      4 octubre, 2013 at 10:05

      ¡Uy! Yo espero que no se me adelante tanto porque entonces ¡me pondría de parto la semana que viene! ¡Y aún tengo la cunita sin montar! Aquí el futuro papá y yo misma queremos que nazca en la semana 39, para que no se haga mucho más grande de lo que es ni sufrir el estrés de las preguntas de todo el entorno cuando vena que se pasa la fecha probable del parto y aún no ha nacido. Pero como esto no se puede elegir ¡que venga cuando quiera que a mí no me molesta que se quede ahí un poquito más!

  • Responder
    Diana
    3 octubre, 2013 at 13:19

    Que poquito queda ya!!! Y ya en posición de salida que bien!! Me alegro que todo esté estupendo

    • Responder
      planeandoserpadres
      4 octubre, 2013 at 10:06

      Lo de saber que por fin se ha dado la vuelta es todo un alivio, por lo menos para mantener alejados los pensamientos sobre la cesárea hasta el último momento.

  • Responder
    padresfrikerizos (@padresfrikerizo)
    3 octubre, 2013 at 13:27

    Ayyy que ganas de que llegue ya, hemos vivido este embarazo de cabo a rabo y ya apetece ver el final 🙂
    Por lo de cabezona no te preocupes, a mi me dijeron lo mismo y me moría ahí pensando en cómo saldría pero luego nada, la niña vino mu bien proporcionada y nada cabezona, las pruebas son un poco de aquella manera.
    Animo con la recta final!
    Besos

    • Responder
      planeandoserpadres
      4 octubre, 2013 at 10:07

      Esta es que lo tiene todo ¡cabezona, panzona…! ya me veo que voy a tener que hacer como dos partos: el primero para que salga la cabeza y después, para evitar el atrancamiento cuando llegue a la altura de su barrigota. ¡Es una bolilla detrás de otra!

  • Responder
    El rincón de Mixka
    5 octubre, 2013 at 11:29

    ¡Qué bien!

    Jo, ya no os queda nada… ¡Qué emoción! El gran día avisad por Twitter o haced un post aunque sólo sea diciendo… ¡¡¡Estamos aquí!!!

    Un besote y a esperar!!

    • Responder
      planeandoserpadres
      6 octubre, 2013 at 08:13

      Sí, sí justo ayer ya estuve preparando el post para cuando llegue el momento no tener que pararme entre contracción y contracción para anunciar el bombazo.

  • Responder
    Los Angeles de la Sierra
    7 octubre, 2013 at 22:08

    Cuanto me alegro que todo siga siendo tan normal!!!! que no te queda nada guapa!! la fecha se acercaaaaaa!!!!!!!!!qué emoción!

    • Responder
      planeandoserpadres
      8 octubre, 2013 at 10:20

      ¡Ay sí! ya está todo cerquita cerquita. ¡Pues aún queremos que se acerque el momento aún más porque tenemos unas ganitas de conocer a la bichilla…

  • Responder
    Juliano
    9 octubre, 2016 at 09:52

    Insecto palo, bichilla…k viva la reproducción ovípara!!

  • Responder
    Jenny
    30 noviembre, 2016 at 20:39

    Hola a mi también me la hacen dentro de poco solo te hacen eco de tripita o vaginal también

  • Responder
    Anónimo
    19 octubre, 2017 at 08:12

    Hola me tengo q llevar por la ultima ecografía xq me dieron tres fechas y la ultima fue para el 1 de noviembre

  • ¡No te cortes, deja un comentario!

    La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicitamos es para gestionar los comentarios que realizas en este blog. Legitimación: Al marcar la casilla de aceptación, estás dando tu legítimo consentimiento para que tus datos sean tratados conforme a las finalidades de este formulario descritas en la política de privacidad. Como usuario e interesado te informamos que los datos que nos facilitas estarán ubicados en los servidores de Webempresa Europa S.L., con domicilio social en Madrid, C/ Almagro 11 6º 7ª 1 C.P. 28010 España. El hecho de que no introduzcas los datos de carácter personal que aparecen en el formulario como obligatorios podrá tener como consecuencia que no pueda atender tu solicitud. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en info@planeandoserpadres.com así como el Derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de privacidad y cookies que encontrarás en el menú del blog.