Crianza

Revisión pediátrica de los seis meses

Revisión pediátrica ¡y a comer!

Revisión pediátrica ¡y a comer!

La historia clínica pediátrica de mi bichilla es cada vez más completa, y eso que hasta hace poco tiempo yo pensaba que la vacuna del tétanos era lo único importante en esta vida. Ahora me veo pagando por Prevenar (según el calendario de vacuna Prevenar, ya no le vuelve a tocar hasta los 15 meses), Rotateq (la vacuna del rotavirus, que ya hemos finalizado por completo y además no se inyectaba sino que se bebía), y lo peor, viendo como le ponen esos muslitos tan rellenitos que tiene repletos de pinchazos. Porque esta vez han vuelto a ser 3 las banderillas que le han clavado a mi churumbelita y parece que en lugar de acostumbrarme a su sufrimiento ¡cada vez me da más pena verla llorar! Sobre todo porque la pobre llega a la consulta toda entusiasmada, se ríe cuando la suben a la báscula, aprovecha para intentar coger todo lo que le queda cerca cuando la tumbamos sobre la camilla, y le sonríe a la enfermera, a la pediatra y cuando está ella en su salsa ¡pumba! Pinchotazo que te crió.

1. Peso y altura. En esta casa disfrutamos de las tablas de percentiles de crecimiento ¡mucho! Con 6 meses la bichilla pesa 8,070 kilos y mide 68 centímetros. Está bien criadita y desde que entramos por la puerta de la consulta la enfermera y la pediatra no paran de hacerle fiestas. Sigue con un ritmo de engorde vertiginoso (600 gramos al mes), como de bebé recién nacido, y soy consciente de que el día en que esta tendencia empiece a cambiar (momento que estará al caer) me preocuparé a lo grande. Y ya ni hablamos de lo que pensará el papá de la bichilla: que si se nos desnutre, que si nuestro tonelete regordete se nos va a quedar en los huesos… pero es ley de vida y alguna vez tiene que reducirse este compás de crecimiento que lleva. Ahora ronda el percentil 84 (os recuerdo que llegó a estar en el 97).

2. Alimentación complementaria. Como ya acudí a las reuniones del grupo de crianza, la verdad es que no se explayaron mucho con el tema. La enfermera me dijo que empezara con las patatas, la zanahoria, las judías verdes y el pollo, todo bien tiernecito, cocinado al vapor si puede ser, o con estos aparatejos para la cocina infantil que te cuestan un ojo de la cara. Y todo muy bien triturado y en papilla. Le dije que yo quería probar a darle trozos (Baby Led Weaning) y me dijo que no había problemas pero que tuviese mucho cuidado con los atragantamientos. Cuando cumpliese los 7 meses podía seguir introduciéndole nuevos alimentos poco a poco (calabacín, cebolla). Nada de darle cereales en polvo, que no le hacen falta, y  que esto lo sustituya unos días por pan y otros por galletas María, de las más sencillas y baratas que encuentre. Cuando apriete el calor podemos empezar a darle agua, pero la pediatra dijo que tengamos en cuenta que muchos niños la rechazan y sólo quieren hidratarse con la teta. Espero que le quedara bien claro al papá de la bichilla, porque no salió muy convencido de la consulta. Yo creo que esta vez me dieron pocas pautas para seguir adelante porque ¿se va a pasar la bichilla un mes entero comiendo esas 4 verduras y pollo? Vaya rollo de menú, todos los días igual. Así es que en Twitter ya me han recomendado algún librito (“El niño ya come solo” ¡gracias Monstrua y Lourdes!) porque hubo alguna indicación que no acabó de convencerme. Y mira que hasta ahora yo estaba de acuerdo en todo lo que me indicaban, pero esta vez me recomendaron dar primero la comida y después el pecho y yo quiero hacerlo al revés. No sé, pero se supone que lo que más grasa y alimento tiene es la leche materna y no las verduritas y el pollo (que son comida de dieta blanda de hospital). Así es que he decidido empezar dando la teta y después la comida para que juegue, la guarree y si le cae algo en la boca ¡eso que se lleva mi bichilla para su cuerpecito serrano! Si más adelante veo que la niña lo prefiere al revés cambiaremos, que no quiero que nadie me tome por una obsesa de la teta.

3. Vacunas. Como en la introducción ya os he hecho un resumen de lo traumático del momento ahora os explicaré las consecuencias. Además del llanto desconsolado de pena, que se le pasó en cuanto la cogí en brazos (eso sí, tuve que cargar con ella a cuestas hasta casa porque no quería ir sola en el carrito. Ya sabía yo que me tenía que haber llevado la mochila ergonómica), lo peor vino al día siguiente. Y es que como ya le ocurrió tras las vacunas de los 4 meses, le subió la fiebre y se despertó vomitando y lacia del todo ¡con lo que esta niña salta y se mueve! La fiebre le llegó a 38,1 y tras 2 dosis de paracetamol se quedó como nueva. Pero se pasó el día con los ojos llorosos, muy quietecita y adormilada. ¡Da una penita verla así! Y encima su papá se tuvo que ir de viaje por trabajo, por lo que estos malos ratos siempre me toca pasarlos a solas ¡menos mal que duran poco! La zona de los pinchazos no se le inflamó esta vez.

Hasta los 9 meses, si no nos ocurre ningún percance con anterioridad, ya no tendremos que volver a la consulta. ¡Y no habrá más vacunas hasta los 12 meses! Van a ser 6 meses de descanso. A vosotros ¿qué tal os fue en esta consulta para el inicio de la alimentación complementaria? ¿Vuestros pediatras tienen vuestras mismas ideas sobre el BLW o son de papillas industriales, purés triturados y demás temas de la vieja escuela? Si seguís con la lactancia tras los 6 meses ¿la teta la ofrecéis antes o después de las comidas? A ver si a base de experiencias ajenas me voy elaborando un esquema para poner en práctica yo solita.

Esto te puede interesar

42 Comentarios

  • Responder
    Irene Lopera
    28 mayo, 2014 at 07:54

    En la consulta de los 6 meses (hace un mes) tampoco me explicaron mucho acerca de la alimentación complementardía. Que empezara con patatas, zanahoria y judías verdes, y también puerros, calabacin, pero poco a poco.. Que a la semana le diera pollo. Todo al vapor y luego hacerlo pure. Todo esto para la hora de la comida.
    Pero pienso como tu, vaya variedad! Me tendré que comprar ese libro.
    En la merienda le doy pure de frutas: plátano,pera,manzana,naranja (he leído que fresas y melocotón para mas adelante,por temas de alergias)
    Y como le dije que mí culebrilla se despierta varias veces por la noche (que tiene 7 meses,jo!), me dijo que le diera cereales (ya con gluten) para ver si así la ayudaba a no despertarse. Pero me temo que no hace mucho.
    Y yo siempre primero la teta, como su nombre indica es alimentación pero Complementaria, además lo mio me ha costado y no quiero que mi lactancia materna se acabe.
    Besillos.

    • Responder
      Planeando ser padres
      29 mayo, 2014 at 10:52

      Pues veo que todos dan las mismas instrucciones, con las mismas verduras, aunque yo el pollo se lo doy también desde el primer día. El libro lo he pedido en la biblioteca del pueblo, para no gastarme dinero, porque mira que si el método luego no me acaba de funcionar… De momento voy haciendo lo que puedo, pero la bichilla no agarra mucho con las manos así es que casi todo se lo doy en puré (la fruta aplastada sólo con el tenedor) y le dejo algún que otro trocito para jugar. Las frutas que tiene «pelitos» las recomiendan a partir del año, que son esas que dices, o el kiwi, porque sí que suelen dar más reacciones. Lo de cebar a los niños con cereales para que duerman más es una técnica muy extendida. la bichilla ya duerme bien por sí misma, ya demás me dijeron que nada de darle cereales industriales para que engorde porque no lo necesita. De momento, los cereales los toma en forma de pan, galletas, y ya mismo de pasta, arroz, etc. A mí me pasa como a ti, que la lactancia fue tan dolorosa al principio y ahora va tan bien que me gustaría alargarla todo lo posible.

  • Responder
    Naragm
    28 mayo, 2014 at 08:02

    Pero q maja la bichilla! Yo tb me estoy leyendo «El niño ya come solo » y cada vez estoy más convencida de q seguiremos ese sistema de AC. En cambio mi enfermera me ha dicho q primero teta y después lo que sea, q la alimentación es complementaria y no sustitutiva asi q por ese lado contenta. Lo malo es q la kuki es de coger poco peso, o lo q ellos consideran poco, porq engorda algo mas de 400gr al mes y m están diciendo q empiece con las frutas a los 5 meses y creo q su estomago no está preparado para ello. Así q ya veré si me paso sus opiniones por el arco del triunfo o q hago porque la kuki está perfectamente y yo no la veo desnutrida para nada. Q ganas de torturarnos a las mamás con eso de los percentiles!

    • Responder
      Patricia
      29 mayo, 2014 at 01:07

      Si crees que necesita engordar, es mejor siempre retrasar la ac que adelantarla. La leche, materna o artificial, engorda más que cualquier otra cosa que le puedas dar.

      • Responder
        Naragm
        29 mayo, 2014 at 09:29

        Muchas gracias! Ayer hablé con la asesora de la liga de la leche y me dijo lo mismo. Así que cuando nos toque control de peso y me digan lo de la fruta tendré argumentos con los q rebatir :)))

        • Responder
          Planeando ser padres
          29 mayo, 2014 at 11:41

          ¡Pero no le digas que lo has aprendido de mamás blogueras! Que se lo tomará a mal. Tú cítale uno de estos libros a ver si así te tiene más respeto.

      • Responder
        Planeando ser padres
        29 mayo, 2014 at 11:35

        ¡Ay! No me había dado cuenta de que ya le habías aconsejado tú. Pues eso, que si encima te dicen que está falta de peso lo peor que puedes hacer es cambiarle la teta por la fruta o las verduritas ¡que eso son alimentos de dieta de adelgazamiento!

    • Responder
      Planeando ser padres
      29 mayo, 2014 at 10:56

      Yo sigo dándole primero la teta y después lo demás ¡pero es que se lo come todo independientemente del orden! Con el libro aún no he empezado, pero dicen que sí que especifica un sistema claro para la introducción de los alimentos complementarios, así es que a ver si así me organiza las ideas. A nosotros nos decían que 400 gramos al mes es el engorde normal de un niño de pecho desde que nace hasta más o menos los 6 meses, con lo cual tu bichilla no engorda poco sino que está dentro de la normalidad. Yo que adelanté la fruta por lo que ya he contado, te recomendaría que no lo hicieras porque tu leche alimenta mucho más que la fruta, con lo cual si dicen que coge poco peso y le quitas leche materna para comer fruta ¡menos engordará! Mientras se vea sanita y normal, no creo que los percentiles deban preocuparnos. Si se hubiese estancado en el crecimiento o en el peso sólo con 5 meses eso ya sería otro cantar, pero si va bien tú sigue tu instinto.

  • Responder
    Una mamá muy feliz
    28 mayo, 2014 at 09:42

    La bichilla está que dará gusto verla!!!
    Nosotros empezamos con purés porque tanto a mi pediatra (jefa de nutrición infantil del hospital), sobre todo a UPMF y a mi, nos da pánico los atragantamientos, incluso hoy en día no le quito el ojo mientras come y hay muchos alimentos que los tengo vetados por miedo a que se atragante, la pediatra dice que está harta de ver niños atragantados, que es algo que ocurre rápidamente y difícil de solucionar…así que purés y poco a poco el solito fue a su ritmo y ya hace meses que come normal, aunque los purés siguen viniendo bien por ejemplo ahora que ha estado malito con la garganta y todo triturado iba mejor y podía meterle más cosas ya que comía poco…el problema es que hay niños que cuando comen sólido dejan de querer textura triturada, hay que acostumbrarse a todo, en mi opinión.

    En cuanto a la teta, siempre antes de comer, la alimentación es complementaria, a mi siempre me lo han dicho así y así lo seguimos haciendo ya como rutina con 26 meses, te aseguro que llega un momento en que no interfiere en la comida.

    Yo tampoco le di nunca cereales industriales, ahora es cuando se los estoy dando porque le gustan alguna noche que veo que no cena bien…yo los sustituía por un trocito de pan o galletas normales como te han dicho a ti…

    • Responder
      Planeando ser padres
      29 mayo, 2014 at 11:01

      Yo, como primeriza inconsciente que soy, no tenía ningún miedo a los atragantamientos, pero la torpeza de mi bichilla para coger alimentos ella solita, me hizo desviarme a los purés. Porque podía pasar una hora en la que se lo pasaba a lo grande pero en la que solo conseguía rechupetearse la mano con la que tocaba la comida. Y nada más. Pero el papá de mi churumbelita es un angustias, y claro, con el puré vive más tranquilo (y aún así ¡ay de mí como la batidora deje un trocito más grande que otro). De momento, ni con los poquitos trozos de galletas, pan, etc. que sí come ella misma ni con la comida triturada hemos tenido ningún susto. la teta la doy antes de comer, aunque a veces antes y después para que se duerma un poquito, porque otra desventaja de la AC es que no me duerme a la bichilla ¡y la leche materna sí obra este milagro! Las empresas de alimentos infantiles ¡no van a hacer negocio con nosotras!

  • Responder
    mamaenbulgaria
    28 mayo, 2014 at 10:15

    Yo la teta siempre primero. No creo que sea malo hacerlo después, pero si un bebé ya está llenito de comida, poco mamará después, y si mama poco el cuerpo va produciendo menos.

    • Responder
      Planeando ser padres
      29 mayo, 2014 at 11:03

      Ese es mi temor, que mame menos, produzca menos leche y se acabe la teta. De momento se la sigo dando antes, después la comida, y a veces también de postre para que se duerma ¡Esta es que parece que no se llene nunca!

  • Responder
    creciendoconmicachorro
    28 mayo, 2014 at 10:22

    Yo no le he preguntado a la pediatra sobre el blw simplemente despues de darle el pure le daba trozos y poco a poco ha ido aceptandolos y ya no come en pure casi. Cereales industriales tampoco toma ya, toma pan normal o integral y galletas que tengamos en casa, ha empezado con el arroz y pasta enteros tambien. Y lo de las verduras y pollo que comentas a mi me han recomendado meterle de todo menos las verduras de hoja verde como acelgas, espinacas… E ir probando, un dia pavo, otro ternera… Pero el al final come igual que nosotros, lo que toque. Es nuestra experiencia… Un abrazo

    • Responder
      Planeando ser padres
      29 mayo, 2014 at 11:05

      Pues veo que voy a seguir más o menos los mismos pasos que vosotros porque lo de darlo todo en trozos ya lo tengo descartado completamente, porque se pasan las horas y no logra llevarse nada a la boca (excepto el pan y las galletas, que con esos se maneja estupendamente). Le dejo trocitos para que juegue y se vaya acostumbrando pero el puré es lo que más come. Los cereales industriales han quedado descartados del menú (¡un ahorro oye!) y con 2 o 3 días de separación voy dándole cositas que pillo por casa, para que cada vez su alimentación se parezca más a la nuestra (bueno, a la de su padre, porque la mía deja mucho que desear)..

  • Responder
    marilia
    28 mayo, 2014 at 11:08

    Enhorabuena por tu bichilla!!!es que los tenemos criados.. Jejeje..el mío en la revisión de 6 meses mide 68 cm y pesa 8,600!!un torete!!el tema de la alimentación complementaria veo que según pediatra varía; sólo me han dicho que no le de fresas por tema de alergias (tampoco es época ya)pero que le puedo dar kiwi,piña y de todas las verduras salvo las de hoja verde y coles,etc.todo proguesivo claro,después el pollo,ternera..y también que le haga con el caldito sémola y tapioca porque es muy recomendable que coman gluten cuando aún estén con pecho,además del currusco de pan de toda la vida(que le chifla porque está rabiando por los dientes y también le alivia).A mi principito le encantan todos los purés por ahora por lo que el baby led weaning lo dejo aparcado hasta que lo vea más grande porque yo no valgo para ese sistema por los posibles atragantamientos..soy muy miedosa.Las tomas de pecho si me dicen que se lo ofrezca después de los purés a modo de postre y que ya después de la merienda a demanda.Mi intención es ir reduciendo porque sigo teniendo el problema de las noches con sus 6 despertares mínimos em busca de la teta y siento que necesito ir quitando esas tomas.Ah!!no mezcles plátano +manzana porque da estreñimiento,siempre le añado naranja pero enterita por la fibra y no en zumo y por eso tampoco zanahoria +patata por el mismo motivo.

    • Responder
      Planeando ser padres
      29 mayo, 2014 at 11:13

      ¡Aún más grande que mi bichilla! ¡Qué bien! Esto es todo un lío porque a cada uno le recomiendan una cosa. es verdad que mientras sigamos con la lactancia materna por lo visto el estómago queda protegido y es menos común que los bebés de teta sufran alergias, mientras que estas recomendaciones de evitar ciertos alimentos van más dirigidas a los de biberón, pero como al final nos tratan a todos igual ¡pues a restringir se ha dicho! Y cada pediatra limita lo que le viene en gana. El glúten le llega a la bichilla con el pan y las galletas ¡y esta no tiene dientes! Y de momento tampoco propósito de tenerlos porque yo no le veo nada de nada. ¡Pelona y desdentada! ¡Pobre criaturita mía! Yo no soy nada miedosa, pero es que con el BLW se me pasan las horas y no se ha comido nada, mientras que con los triturados se come unas cantidades espectaculares (que si se las come será porque tiene hambre, y eso que le doy siempre el pecho primero). Con la teta sigo a demanda el día completo, pero intentando conseguir que en las horas de la comida y la merienda la tome antes que el resto de alimentos. De noche no se suele despertar nunca (en alguna ocasión una vez a mitad de la noche pero se vuelve a dormir rápidito). Lo de las mezclas que estriñen sí nos lo comentaron y la verdad es que el primer día de AC hizo unas cacas durísimas y muy pequeñas pero ahora ya se ha normalizado y vuelve a expulsar todo lo que come a lo grande.

  • Responder
    Un Papá en Prácticas
    28 mayo, 2014 at 11:34

    Cómo mola verlos sanotes, aunque suframos tanto con las vacunas. A nosotros nos recomendaron las papillas de rigor. Y por supuesto no hicimos caso. Yo también te recomiendo ese libro que has mencionado. Puedes ir probando poco a poco con los alimentos, para si le producen reacción alérgica, saber cuál es, pero nosotros desde el principio le dimos de todo. Y también te recomiendo darle la teta antes. Al menos a nosotros nos funciona mejor así. Tiene que estar bien comida de teta para sentarse en la trona sin rechistar. Así es ella…

    • Responder
      Planeando ser padres
      29 mayo, 2014 at 11:16

      Esa es otra, que si está hecha un basilisco porque tiene hambre cualquiera la pone en la trona a probar cositas nuevas. la teta siempre antes, eso ya está decidido, pero con el BLW no acabo de triunfar. A ver si me traen ya el libro de la biblioteca porque yo creo que empecé muy a lo bruto, poniéndole un plato entero de comida por delante y esperando que ella se sirviera solita con sus manos. Y esto no ha podido ser. Coge muy poca cosa, casi todo se le cae, no logra llevarse nada a la boca, y como juego está bien pero es que así casi no iba a probar nada de los nuevos alimentos.

      • Responder
        Un Papá en Prácticas
        29 mayo, 2014 at 11:19

        Hazte a la idea de que al principio va a coger muy poco y se va a llevar muy poco a la boca. Es sólo un juego de descubrimiento. Hay niños (Mara va por el camino) que hasta los nueves meses casi no comen nada, pero el objetivo es que se vayan relacionando con la comida, ensuciando, probando sabores… Hasta entonces con tu teta va sobrada 😉

        • Responder
          Planeando ser padres
          29 mayo, 2014 at 11:52

          Va a ser por esto que a mí me da la sensación de que la sobrealimento… Porque hace las tomas normales de pecho a demanda: cuando yo desayuno le doy una galleta o un trozo de pan para que se entretenga conmigo. Eso sí que lo agarra bien y se lo come casi sin tirar nada. a mediodía le hago las famosas verduritas y el pollo. Como no coge mucho por ella sola lo trituro y se me come entre 200-250 gr. ¡Después del pecho! Y aveces de postre ¡más pecho y a dormir! Y en la merienda 3/4 de lo mismo: teta mas una pieza de fruta (a veces una y media…). Yo creo que es demasiado para un bebé tan pequeño, pero es que como no se niega a nada, no llora y come la mar de contenta…

  • Responder
    Eva - actualizando a 2.1
    28 mayo, 2014 at 11:43

    Nosotras llevamos ya tres meses y medio de blw y ni un solo problema. El riesgo de atragantamiento es cuando no se hace bien, pero si sigues las pautas correctas verás como disfrutáis.

    Además del «El niño ya come solo» están bien «se me hace bola» y «mi niño no me come»

    Y no está de más que aprendas que hacer en caso de atragantamiento, puedes buscar info por Internet y si puedes hacer un cursillo de primero auxilios mejor, esto sirva hagas blw o des papillas 😉

    • Responder
      Planeando ser padres
      29 mayo, 2014 at 11:18

      Lo del atragantamiento a mí no me da miedo (así soy yo de despreocupada). Leí «Mi niño no me come» y desde luego ¡ese no es mi problema. Estoy en el bando contrario y ya me veo consultando a la pediatra a los 9 meses para decirle: doctora, creo que mi bichilla me come demasiado. Porque hace las tomas de pecho a demanda durante todo el día ya demás enguye toda la alimentación complementaria que le pongas por delante. Y yo la veo muy pequeña para esa cantidad de comida que se mete en el cuerpo.

  • Responder
    Gestando una idea
    28 mayo, 2014 at 12:26

    Ay. qué penita me ha dado leer lo de las vacunas y que la bichilla estuviera con fiebre y los ojitos llorosos y que no quisiera volver a casa en el carrito. Menos mal que le duró poco. Esta bichilla es una campeona!!

    • Responder
      Planeando ser padres
      29 mayo, 2014 at 11:21

      Que ahora que reviso la entrada ¡se me olvidó decir que al día siguiente vomitó 2 veces. ¡Vaya redactora que estoy hecha! Ha sido la peor vacunación con diferencia. Espero que según vaya creciendo le afecten menos porque vaya diíta pasó al final la pobre.

  • Responder
    Esther
    28 mayo, 2014 at 14:25

    Mi pediatra y enfermera son de la vieja escuela así que yo empecé con purés de fruta (4 meses) y verdura (5 meses ). Desde el primer día que le gustaron y fue sustituto de una toma de biberón. Ahora ya come sus 270g aprox de puré de verduras con carne y un yogur o algo de fruta de postre y de merienda alguna fruta machacada, yogur, zumo de naranja, galletas, pan o trozos de fruta tipo sandía, melón…que terminan por todos lados jejeje
    Creo que todo tiene su ritmo y cada niño es un mundo. Los habrá que el blw les vaya bien y otros que tarden mas en comer trocitos.
    Al principio si que comía esas verduras que dices pero luego ya puedes ampliar (calabacín, calabaza, cebolla, puerro…), menos las flatulentas y las de hoja verde. En cuanto a la carne, pollo, ternera, pavo, conejo, buey…hay variedad

    • Responder
      Planeando ser padres
      29 mayo, 2014 at 11:26

      Bueno, es que los bebés de biberón sí suelen empezar antes con toda la alimentación complementaria. A diferencia de los de pecho nosotros no sustituimos las tomas de leche sino que se toman la teta y además la comida que les quepa. Mi «problema» es que yo creo que a esta niña le cabe demasiada comida. Porque una toma de pecho debe rondar los 150 ml. y justo después le doy el puré de verduras con pollo del que se come entre 200-250gr. dependiendo del día ¡y a veces de postre teta otra vez! Que no me quejo, pero me extraña que sin tener que obligarla coma tantísimo. Porque ya me estoy viendo en la revisión de los 9 meses y temiendo que me la pongan a dieta porque nos hemos pasado con tanto complementar. Bueno, de momento que coma lo que quiera que con ese tipín que lucen pueden permitírselo.

  • Responder
    Ensancha los pulmones
    28 mayo, 2014 at 21:32

    Haces lo mismo que yo: preguntas a las lectoras para aprender de sus experiencias. Y ¡cuánto se aprende!

    Yo empecé a los ocho meses a darle trocitos de fruta a la merienda. Consejos (que me dieron a mí en su momento): No meterle la comida en la boca, si juga pues que juegue, darle un montocito y después ir rellenando, al ver mucha comida se agobian. La manzana es preferible pasarla por el micro y no dársela cruda que es muy dura. Cortar en cuadrados y bastones.

    ¡Espero que te sirva!

    • Responder
      Planeando ser padres
      29 mayo, 2014 at 11:30

      Ya sabía yo… yo con 6 meses he empezado a intentar que lo coja todo sola y de momento no tenemos mucho éxito. pero eso de dar la manzana en taquitos y bastones sí me va a servir, porque como es rígida como la galleta quizás sí que se apañe bien con ella. ¡Gracias por el consejo! A ver si va avanzando, porque para metérselo yo directamente en la boca prefiero dárselo de momento triturado.

  • Responder
    mamapuede
    28 mayo, 2014 at 22:11

    Lo del pan y la galleta ya lo había oído (bueno, más bien leído) y yo no tenía ni idea asique le compraba cereales de polvos. Pero esta vez cuándo le toquen a Gonzalo se lo diré a la pediatra que tendrá en ese momento.

    • Responder
      Planeando ser padres
      29 mayo, 2014 at 11:32

      Pues además de un ahorro es más práctico y natural. Los cereales industriales, que prácticamente les encantan a todos los niños, además de estar triturados sin la cáscara, que también tiene sus propiedades, suelen estar azucarados y llevar más cositas (de ahí que huelan tan bien, porque si te vas a un campo de trigo y te pones a machacar una mazorca tú misma seguro que en la vida va a desprender ese olor tan rico de los cereales infantiles). Y poco a poco los cereales se siguen introduciendo en forma de arroz, de pasta… sin tener que depender siempre de las papillas.

  • Responder
    Patricia
    29 mayo, 2014 at 01:05

    Yo ya iba informada, así que hablamos poco. No le he preguntado su opinión sobre blw, creo que ni fu ni fa. En cualquier caso, siempre me ha respetado.
    La teta o bibe, siempre antes de las comidas durante el primer año, por regla general (habrá veces que prefieras al revés por lo que sea). Y si haces blw es más importante aún, porque cuando la bichilla se ponga a ello tiene que estar sin hambre ni sueño para no enfadarse.

    • Responder
      Planeando ser padres
      29 mayo, 2014 at 11:34

      Pues ya ves que en una semana de pruebas ¡he llegado a estas mismas conclusiones que tú me cuentas! Si está hambrienta no hay quien la deje quieta y tranquila en la trona, y si le doy la teta de postre temo producir cada vez menos leche. Así es que la teta siempre antes, la AC después, y el BLW a ratos, porque de momento agarrar no agarra mucho.

  • Responder
    Pasuco a Pasuco
    31 mayo, 2014 at 16:55

    Mi experiencia fue un poco extraña, porque justo en la revisión de los seis meses me cambiaron de pediatra y la que me pusieron era muy borde, me dio un listado de como ir introduciendo los alimentos sin ninguna explicación y pista!. Así qué preguntando a mi madre y a amigas, fui variando el menú del Miniser dentro de las pautas del papel, pero en la comida sustituí el pecho por yogures (apenas tenía leche ya). Y las vacunas son un rollo, les dejan machacados a los pobres. Una amiga mía siempre que vacuna a sus niñas esa noche las da paracetamol, tengan fiebre, síntomas o estén como lechugas. Y dice que así siempre les sienta bien la vacuna. No se, yo nunca lo he hecho pero te cuento su experiencia por sí acaso tu te animas.

    • Responder
      Planeando ser padres
      2 junio, 2014 at 12:18

      A mí creo recordar que me dijeron que los yogures los dejara hasta los 7-8 meses, y ni papel ni nada. Creo que como asistí a los cursos de crianza que dieron ya deben considerar que tengo formación de sobra para apañármelas por mí misma, y aunque es verdad que no me preocupa el tema ¡tengo mis dudas! Yo sólo le doy paracetamol si veo que le sube la fiebre, porque en esta casa no somos de medicarnos. De hecho, las de los 2 meses le sentaron bien, y desde la dosis de los 4 cada vez le caen peor las vacunas. Esta vez al final acabó vomitando un par de veces. ¡Menos mal que ahora llegan 6 meses de descanso en este sentido!

  • Responder
    sandra_uky
    1 junio, 2014 at 18:08

    Ains pobre bichilla menos mal que se le pasó pronto. A mi me toca en breve, a ver como lp pasa mini moni.
    Mi enfermera no sabía lo que es el blw, y a a papi moni le da pánico los atragantamientos. De momento sólo le doy teta. Y cuando comemos le doy pan, que le encanta y alguna mañana una galleta.
    La verdad es q esto de la alimentación me tiene muy preocupada. A ver como lo afrontaré. Yo ya me he leído mi niño no come, el niño come sólo, y me falta leer se me bola.
    El libro mi niño no come, es muy recomendable. A mi me gustó mucho. El libro de el niño ya come sólo también es muy recomendable pero es muy muy repetitivo. Se repite más mucho. Tiene cosas muy buenas pero podían haber reducido el libro a la mitad.
    Sólo me falta por leer se hace bola que por las opiniones que he leído tiene muy buena pinta.
    A ver q tal se nos da….. 😉

    • Responder
      Planeando ser padres
      2 junio, 2014 at 12:24

      Yo sigo a la espera de que en la biblioteca me dejen el de El niño ya come solo. En casa me pasa un poco como a ti: yo estoy a favor del BLW, la enfermera tenía sus reticencias y acabó por desmotivar la papá de la bichilla. Mi madre también se opone a que le de la comida en trozos y me amenazan con la muerte y los ahogamientos y claro, siendo una primeriza al final piensas que como tengan razón y rompas a la niña te la van a liar ¡y mucho! De momento andamos con los triturados y de sólidos sólo pan y galletas

  • Responder
    Marta
    2 junio, 2014 at 10:26

    Ufff, de la mayor me llevé una bronca, porque comencé la complementaria más tarde. Un mes. Claro, yo sabía que la LM era lo mejor, y así seguía.
    Y con la petite, ya te comenté en otro post, que tuve que empezar antes porque sólo comía de la teta.

    • Responder
      Planeando ser padres
      2 junio, 2014 at 12:47

      Yo desde los 6 meses ya la hago tal y como me han dicho, pero hasta entonces le iba introduciendo frutas y galletas a saltos, más otras personas que yo misma,porque a mí lo de la teta me funciona y me facilita mucho las cosas. Pero el papá de la bichilla se niega a que siga sólo con la lactancia durante más tiempo, así es que ya estamos metidos de lleno en la alimentación complementaria.

      • Responder
        macarena
        3 julio, 2014 at 17:17

        Hola! Mi bebe va a cumplir 6 meses la semana que viene. Mi duda con la alimentación complementaria es…no debería introducirse cuando el bebe pueda sentarse sólo? Qué entienden con eso? Mi bebé se sostiene por si mismo con las manitas apoyadas en el suelo tan sólo unos segundos…como no pongas apoyo en la espalda se va hacia los lados. Quiere decir esto que tengo que esperar para la AC? Vuestros bebes se mantienen sentados??
        Graciasss

        • Responder
          Planeando ser padres
          4 julio, 2014 at 14:52

          Mi bichilla no se sentaba con esa edad. Se ha empezado a quedar sentada sola y durante mucho rato con 7 meses, pero con la ayuda de cojines o sentada sobre tus piernas sí estará estable. Además de poder sentarse, se recomienda que muestren interés por la comida y que hayan perdido el reflejo de extrusión. La bichilla no cumplía con el primer punto, pero era tan ansiosa cuando veía comer a los demás que probamos a introducir los sólidos y funcionó muy bien. Lo que no se puede hacer nunca es darle de comer tumbados.

  • Responder
    Alimentación complementaria (I): odio el BLW Planeando ser padres
    5 junio, 2014 at 07:01

    […] por el suelo la comida de todo el mes sin haber probado nada de nada. Me armé de paciencia, y tras la visita y las vacunas con la pediatra al haber cumplido los 6 meses, me dispuse a hacer la compra y a prepararme para dar el pistoletazo […]

  • Responder
    Los volteos de la bichilla - Planeando ser padres
    30 septiembre, 2014 at 07:01

    […] La revisión de los 6 meses. Ahí la pediatra estaba interesada en ver si se giraba sobre sí misma. Yo le dije la verdad: alguna vez sí que lo […]

  • ¡No te cortes, deja un comentario!

    La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicitamos es para gestionar los comentarios que realizas en este blog. Legitimación: Al marcar la casilla de aceptación, estás dando tu legítimo consentimiento para que tus datos sean tratados conforme a las finalidades de este formulario descritas en la política de privacidad. Como usuario e interesado te informamos que los datos que nos facilitas estarán ubicados en los servidores de Webempresa Europa S.L., con domicilio social en Madrid, C/ Almagro 11 6º 7ª 1 C.P. 28010 España. El hecho de que no introduzcas los datos de carácter personal que aparecen en el formulario como obligatorios podrá tener como consecuencia que no pueda atender tu solicitud. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en info@planeandoserpadres.com así como el Derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de privacidad y cookies que encontrarás en el menú del blog.