Moda

Econene ¡rebajas todo el año!

Econene, ropa casi nueva

Econene, ropa infantil casi nueva

¡Ay! Se acaba el primer mes de rebajas en las tiendas de toda la vida y vosotros ¿qué? ¿Ya os habéis aprovisionado de todo lo que necesitabais y de lo mucho que necesitan vuestros bichillos al mejor precio? Espero que sí, porque por lo menos en el Pueblucho Infernal, las rebajas del mes de agosto desmerecen mucho. Empiezan que si las segundas rebajas, que si las terceras rebajas, que si el remate final, pero cuando vas a las tiendas los artículos en oferta son poquísimos, de tallas sueltas y lo que de verdad te obnubila es la nueva colección de otoño invierno. Que da una pereza y un repelús horrible probarse (mi madre siempre hace hincapié en que es incapaz de meterse en un probador con un abrigo en agosto, sudando la gota gorda, por muy bien de precio que esté). Y por ese motivo, cada vez sigo descubriendo más ventajas en lo de las compras por internet. Aunque el tema de las compras es recurrente en este blog, parece ser un pozo sin fondo acerca del cual nunca adquiero el suficiente conocimiento.

1. ¿Cuánta ropa acumula un bebé? Por lo visto ¡infinita! Mi bichilla sólo tiene 8 meses y tenemos cajas y cajas llenitas de ropa (alguna hasta sin estrenar), que ya ha pasado de temporada y que a la velocidad que crece esta niña estoy perdiendo toda esperanza de poder reutilizarla para este otoño/invierno. Hablando de este asunto con mi madre, quien jura y perjura que con la edad de esta niña yo tenía 2 vestidos de verano y un pijama (vaya pobreza de look que debí lucir durante mi primera temporada estival) me advertía que no podemos seguir con este ritmo de acumulación, porque ya mismo no tendremos donde guardar tantas cosas. Yo me niego a prestar, regalar, ni vender nada, porque tengo las miras puestas en un futuro bichillo que puede que sea otra niña (aunque yo le prometí al papá de la bichilla que sería niño y eso será, pero ¿y si llega un tercero?). Desde que abrí el blog, os he hablado en varias ocasiones de las tiendas de ropa casi nueva para bebés. Objetos de segunda mano, muchas veces incluso aún con la etiqueta puesta, que otros padres han sabido amortizar y posteriormente vender para recuperar un dinerillo ¡y un poco de espacio en los armarios de casa!

Conjunto Orchestra usado de Econene

Conjunto Orchestra usado de Econene

2. Reinventarse o morir. Hoy os quería hablar de Econene, mi último descubrimiento en lo que a este tipo de tiendas de segunda mano para churumbelitos se refiere. Su historia es curiosa, porque Econene es una iniciativa que ha sido puesta en marcha por una mamá emprendedora, Iria Coral, quien al quedarse embarazada abandonó su puesto de responsable de marketing del banco Santander en Londres para volver a su tierra y montar Econene. Debieron ser las hormonas del embarazo, porque con la que está cayendo en España cualquiera se arriesga a emprender un bonito negocio de ropita para bebés en lugar de aferrarse con uñas y dientes a un puesto fijo en un todopoderoso banco. Esta mujer vivió en sus carnes lo que nos pasa a todas: nos volvemos locas comprando modelitos para los peques, al precio que sea (el caso es que estén monísimos) y en unos meses ya no damos abasto para guardar todo lo que ya no les vale. Y lo que es peor, nos reconcomen los remordimientos por habernos dejado obnubilar por semejantes cositas rebonitas por las que hemos llegado a pagar cifras de escándalo.

3. Rebajas todo el año. Sí, porque en Econene no hay que esperar a que lleguen los tradicionales periodos de rebajas. Cualquier día puedes entrar en su tienda on line y darte un paseo por sus colecciones ambientadas en Francia, España, Gran Bretaña, Italia o Estados Unidos y obtendrás rebajas de entre un 50 y un 85%. Con mi bichilla he podido probar este conjunto de Orchestra, con un precio original de 50 euros, rebajado a 15 en Econene. ¡Anda y que no va ella fresquita ahora que ha llegado el calor de verdad! Y era un conjunto usado, no de los nuevos con etiquetas, pero a simple vista está perfecto y le vamos a dar buen uso durante todo el verano.

Mi bichilla con el modelito regalo de Econene

Mi bichilla con el modelito regalo de Econene

En fin, que en mi vida, gran parte del tiempo es comprar y comprar. Pero seguro que vosotros también os sentís así en cuanto nace el primer bichillo. Eso sí ¡mis caprichos personales han quedado reducidos a la mínima expresión! Y toda la inversión en moda de esta casa se va derechita al armario de mi bichilla. ¡Ay, pero está tan mona con todos sus modelitos! Que es imposible resistirse a comprar. El siguiente paso, en nuestro caso en un futuro no inmediato, será seleccionar toda esa cantidad de ropita que mi bichilla va dejando casi nueva y por la que podremos sacar un dinerillo extra mediante este tipo de compra-venta de ropa de segunda mano que ofrece Econene.

Esto te puede interesar

27 Comentarios

  • Responder
    Lydia - Padres en Pañales
    25 julio, 2014 at 08:26

    Yo tb he conocido econene hace poco. Igual que tú tengo cajas de ropa, zapatos (eso si q está como nuevo), y mil trastos de la peque, que pasada tan pequeños y que de cosas. Está genial poder comprar ropitas así, económicas y en perfectas condiciones. Yo de momento guardo tb las cositas de la beba…quien sabe que vendrá!

    • Responder
      Planeando ser padres
      25 julio, 2014 at 16:06

      ¡Ayyy! Otra que volverá a reincidir en una futura maternidad. Pues hace muy bien en guardarlo para otra posible bichilla, porque ya que has hecho el desembolso inicial al menos que lo rentabilices todo lo que puedas. Yo me estoy a costumbrando a esto de las tiendas de cosas usadas y cada vez que necesitamos algo les echo un ojillo para ahorrar.

  • Responder
    Mama Blogger
    25 julio, 2014 at 09:21

    Yo no conocía Econene, pero me voy a pasar a ver que tal es, porque me encanta la ropa! Y si, es verdad los peques acumulan una de ropa que no utilizan… Habrá que gastar menos, jeje!!

    • Responder
      Planeando ser padres
      25 julio, 2014 at 16:06

      Si te decides a probarlo, verás que la calidad es muy buena, que las prendas están bien conservadas e incluso las hay aún con las etiquetas originales porque ni siquiera fueron estrenadas por sus primeros dueños.

  • Responder
    Marta
    25 julio, 2014 at 09:23

    Yo tengo que ir pensando en algo así, porque se me va acumulando la ropa, alguna incluso sin usar de las Genovevas. La ropa usada la suelo donar. La más nueva o sin usar, la reservo para la prima o una futura Genoveva, y la más vieja, rota o manchada, fuera…
    Me gustan las iniciativas así 😉

    • Responder
      Planeando ser padres
      25 julio, 2014 at 16:09

      ¿Una futura Genoveva? ¿No sabes a a quienes tienen más de 2 hijos en España, con la que está cayendo, se les considera locos de remate? Mi bichilla tiene cosas súper usadas, sobre todo bodies y pijamas que no valen un céntimo al día siguiente de estrenados, del uso que les da. Pero cuando cerremos el chiringuito de los churumbeles, creo que sí me voy a decidir a hacer negocio de venta con los modelitos monos de mi bichilla.

  • Responder
    Crisnasa Blog
    25 julio, 2014 at 09:38

    ¡Qué buen descubrimiento! Y es que los bebés acumulan mucha ropa y, oye, un ahorrito en los gastos siempre viene bien. Me pasaré a conocerla. Besos

    • Responder
      Planeando ser padres
      25 julio, 2014 at 16:11

      A mí con la maternidad y el paro me ha entrado una vena ahorrativa y ecológica que no te quiero ni contar.

  • Responder
    mamaenbulgaria
    25 julio, 2014 at 10:03

    Si te digo las cajas que tengo yo, entre la mayor y el pequeño… en casi 6 años he acumulado como para poner una tienda, y eso que soy de comprar lo mínimo. Pero claro, con lo rápido que crecen, cada temporada hay que comprarselo todo! Para mi fue un gran alivio cuando la mayor empezó a poder usar la ropa más de unos meses.

    No conocía Econene, parece interesante..

    • Responder
      Planeando ser padres
      25 julio, 2014 at 16:13

      Pues en una de tus visitas a España te vienes cargadita de ropa y te dedicas a venderla a través de Econece. Que se te va a quedar la casa la mar de recogida y la cuenta del banco lo agradecerá. Bueno, a no ser que estés planeando tú también tener un futuro bichillo, porque si no mejor la guardas durante algo más de tiempo y te evitas tener que comprarlo todo de nuevo.

      • Responder
        mamaenbulgaria
        27 julio, 2014 at 09:27

        Uy no, yo ya he cerrado la fábrica jaja! Pero imagino que mis 5 hermanos se van a reproducir en algún momento y les pasaré lo que esté en buen estado 🙂

  • Responder
    Anna
    25 julio, 2014 at 11:40

    Yo sé que no tengo razón… Pero comprar cosas de segunda mano me da mucho yuyu. Estoy segura de que es una bobada, y que hay cosas que están fenomenal… Pero me da repelús. Así que mi nena estrena todo (las tías y las abuelas colaboran…) y cuando le queda pequeño lo voy donando a Cáritas (que yo no recuperaré nada de dinero, pero es muy satisfactorio pensar que gente sin recursos también podrá vestir a sus hijos con ropa bonita y como nueva).

    • Responder
      Planeando ser padres
      25 julio, 2014 at 16:22

      El papá de la bichilla era así. Antes de que naciese la niña le propuse alguna cosa de estas y casi le da un pasmo. Pero entonces probamos un par de negocios así y quedó encantado. ya viene todo limpito y en perfectas condiciones, pero para gente desconfiada (como tú, mi madre, el papá de la bichilla) con lavarlo tienes de sobra. Piensa que lo ha llevado otro bebé antes que el tuyo, al que también habrán querido y cuidado con mimo, por lo que no puede ser que la prenda mate. Lo de donar a los que lo necesitan también es una buenísima opción, sin dudas. Lo mejor es que sea como sea, esa ropa que tus churumbeles ya no necesiten tenga una segunda oportunidad y puedan aprovecharla otros niños.

  • Responder
    Una sonrisa para mamá
    25 julio, 2014 at 14:25

    A mi me pasa igual, la única que luce modelitos nuevos en casa es Iris, ahora todo es para ella. Que pena da toda esa ropita que se les queda nueva, le echaré un ojo a econene, bss!

    • Responder
      Planeando ser padres
      25 julio, 2014 at 16:23

      a mí ya me ha pasado con varias prendas, que se ha quedado nuevecita, con las etiquetas aún sin cortar, porque cuando fui a echar mano de ellas ya le quedaban pequeñas a la bichilla. Ahora me las guardo para un futuro, pero si en unos años no vienen más bichillos a esta familia ¡monto un mercadillo de barrio o lo vendo con Econene!

  • Responder
    Una mamá muy feliz
    25 julio, 2014 at 16:00

    Ufffffff nosotros andamos invadidos por cajas y cajas de ropa y zapatos de UBMF…me da una pena!!! pero tengo que hacer algo, pero es que soy muy de guardar “recuerdos”.

    • Responder
      Planeando ser padres
      25 julio, 2014 at 16:40

      La bichilla sólo tiene 8 meses y ya empiezo a tener dudas de que podamos seguir guardándolo todo a este ritmo. Yo no soy de guardar recuerdos, pero ropa sí, para una futura churumbelita (como lo siguiente sea un bichillo, verás la pérdida de espacio tan tonta).

  • Responder
    mamiansiedades
    25 julio, 2014 at 17:53

    Ecoene no la conocía pero sí Wallapop y la uso mucho! Es que con los bebés es todo tan carísimo y se aprovecha tan poco que es un crimen no usar este tipo de cosas. También cedo cosas a amigas que sé que pueden venirle bien igual que yo he heredado millones de cosas de mi sobri o directamente donar. El caso es no tirar nada mientras pueda usarlo alguien 🙂

    • Responder
      Planeando ser padres
      27 julio, 2014 at 10:48

      Sí, esa es la idea, que al menos la pueda reaprovechar alguien, sobre todo esa ropa que parece nueva. Porque yo reconozco que tengo pijamas de mi bichilla que de tan usados y con tantas manchas imposibles de eliminar por completo, no heredará nadie ni nadie compraría, pero también tiene cantidad de cositas monas y que a penas se ha puesto un par de veces antes de que se le quedaran pequeñas.

  • Responder
    El rincón de Mixka
    26 julio, 2014 at 11:34

    Pues ya me voy a dar un paseíto por su Web. La verdad es que Xabier ahora que es tan pequeño hay prendas que las ha dejado totalmente nuevas. Que sólo se ha puesto una vez. Ha crecido súper rápido y no me ha dado tiempo a más. Osea que para el tiempo que las usan, pues es una buena idea no gastar tanto dinero.

    A ver qué veo!

    • Responder
      Planeando ser padres
      27 julio, 2014 at 10:52

      Recuerda: si piensas en tener otro churumbel ¡no tires nada! Ni lo prestes que luego no te lo devuelven y tienes que volver a empezar con las compras. Ahora que me voy enterando del ritmo al que crecen los bebés, si llega un futuro bichillo no acumularé tantísimas cosas, y si vuelvo a tropezar ¡vendo, vendo!

  • Responder
    Marta
    28 julio, 2014 at 12:50

    Estan muy bien estas tiendas. Yo tengo tambien cajones y cajones de ropa y es que la niña me nacio en invierno y el niño me acaba.de nacer el mes pasado asi queno he podido reutilizar nada pero yo sigo guardando, por si tengo un tercero!!!! Espero reutilizar algo!!!!

    • Responder
      Planeando ser padres
      28 julio, 2014 at 17:02

      Eso ya tiene que ser el colmo. Porque de una niña a un niño ya se podrá reaprovechar poca ropa, pero si encima te nacen con las temporadas cambiadas ¡qué despropósito de organización del fondo de armario!

  • Responder
    La mama fa el que pot
    28 julio, 2014 at 20:43

    No la conocia y miedo me da entrar con los precios que comentas.
    En mi caso tengo mucha suerte porque heredo mucha ropa de mi sobrina y de hijos de amigas pero de vez en cuando no puedo evitar caer en la tentación porque es todo taaaaan mooooono!

    • Responder
      Planeando ser padres
      29 julio, 2014 at 14:14

      Mi bichilla también tiene una primita mayor, y algo sí hemos heredado pero poquitas cosas (yo creo que también la guardan por si les viene otra bichilla en el futuro). La tentación de comprar siempre está ahí y aunque tengamos el armario repleto, como encontremos algo mono, no nos podremos resistir.

  • Responder
    Mundo Econene ⋆ Tus Patucos Y Mis Tacones
    17 noviembre, 2014 at 08:46

    […] Mundo Econene les conocí gracias a Planeando ser padres, en el post que escribió Lucía sobre ellos (¡eh! Parece que esto de hacer publicidad a través […]

  • ¿Quieres añadir algo? ¡Comenta!