Uncategorized

¿Cuándo acaba la operación pañal?

cuándo acaba la operación pañal

Este tema es mega recurrente en todo los blogs de maternidad, pero un mes después de comenzado el que se supone que va a ser el intento definitivo ¿alguien sabe cuándo acaba la operación pañal? Porque quien más y quién menos todos nos dedicamos a contar nuestros trucos, nuestros percances durante el proceso, los acontecimientos que esperábamos, los que nos pillaron por sorpresa, aquello que nos ha funcionado o que nuestros churumbeles han rechazado de pleno pero ¿cúando sabemos que todo ha finalizado? Que el niño está preparado, que controla perfectamente el asunto de los esfínteres y que podemos fiarnos de ellos para siempre, porque ya no van a volver a usar pañales, ni van a tener escapes, ni nos van a pillar en un renuncio saliendo de casa sin muda limpia y con el plan de hacerse sus necesidades encima. En el post anterior de esta saga sobre la operación pañal fuera, os detallé cómo había sido la primera semana con mi bichilla. Me estaba pareciendo todo más fácil de lo que había pensado, así es que me entusiasmé. Pero… ¡ay la maldita segunda semana de la operación pañal! Vamos, durante aquellos días pensé que había retrocedido en la evolución de la humanidad, y que mi churumbelita iba a ser la única de la especie humana que tras una semana más o menos con un progreso muy digno y razonable, había decidido pasar de todo lo que le habíamos explicado y crearnos un trauma de por vida. Por eso me vino a la mente la idea de que yo no podría detectar en qué momento acaba la operación pañal, pero ¿y el resto de padres? ¿Cómo supieron cuál era ese día? Ese punto de no retorno en las habilidades de sus bichillos. Os relato lo que hemos vivido desde entonces.

1. El retroceso de la segunda semana. Fue fatal. Yo culpo a este hombre (¡qué me gusta a mí buscar culpables según dice él!) porque se pasó todo ese fin de semana preguntándole a la niña ¿quieres ir al váter? ¿Tienes pipí? ¿Cuando tengas pipí se lo dices a papi? A mí me tenía ya negra con la preguntita cada 10 minutos, y mi mochuela respondía toda indignada a cada pregunta, por lo que empezó a no avisar ni una vez al día y a hacérselo todo encima. Pipí, caca… no tenía ninguna intención de avisar, ni de dejar lo que estuviera haciendo. Pensé que en cuanto llegase el lunes y este hombre desapareciera de la escena, retomaríamos nuestras costumbres y sus buenos hábitos de la primera semana. Pero no. Estuvo pasando de todos los avisos e ignorando sus necesidades varios días más. Incluso llegó a orinar sólo 2 veces en todo el día en un aocasión y sin mojar el pañal de noche. Ya creímos que reventaría, pero a base de dejarla a su aire y no volverle a preguntar nunca más, llegamos a…

2. El maravilloso mundo de los progresos y las canciones inventadas. Como este hombre había sido tan pesado, opté por no preguntarle ni una vez si quería hacer pis, o lo que fuera, y esperar a que ella sintiese la necesidad de venir a reclamar atención. Oye, pues parece que esa libertad funcionó, y volvió a su grito de guerra de “¡Al váter. ¡Al váter!”. La felicidad regresó a nuestras vidas y la tranquilidad al cubo de la fregona. Ni una gota de escape, ni una caca traicionera, ni un charco más en el suelo, ni peticiones extrañas fuera de casa. Tanto me entusiasmé que improvisé una canción que le estuve cantando durante casi 2 semanas, porque tenía coreografía y todo y ella se bajaba del váter corriendo para imitarme con el baile, y las palmas, y los besos. Y ya no hacía falta ni convencerla para ir al váter con la excusa de dejarle usar un poquito la tablet, porque lo que ella quería era soltar el regalito y salir corriendo de allí. ¡Todo ventajas! Durante la tercera semana, me envalentoné y pensé que ya se le habría pasado el agobio por las preguntas de su padre, por lo que sabiendo que ella sólo orina con su reductor de la taza del váter de por medio, lo empecé a dejar en casa, así es que le explicaba que nos íbamos al parque, o a la casa de la abuela, y que antes de salir había que hacer pipí. ¡Y milagro! Lo hacía sin rechistar y ya podíamos estar 3-4 horas en la calle sin cargar con el artilugio y sin miedo a que le entrara el apretón en cualquier parte.

3. Sin pañal para dormir y a lo loco. Ya comenté anteriormente que precisamente de noche hacía meses que mi bichilla no soltaba ni una gota, y claro, al ver que le seguíamos poniendo los pañales para dormir, ella reclamaba su pantalón y sus braguitas. Nunca los había rechazado hasta ahora, así es que decidí confiar de ella y alguna que otra noche suelta y durante alguna siesta, la dejaba dormir sin pañal ¡y todo un éxito! Pero claro, al no tener ni idea de cuándo acaba la operación pañal, tenemos dudas acerca de si de pronto empezará a mojar la cama, y al ser sólo un pañal diario, este hombre apuesta más por dejárselo puesto para la noche (en las siestas solo estoy yo y no se lo pongo) y prevenir posibles encharcamientos. No sé cuánto tiempo debe pasar sin que moje el pañal mientras duerme para dar el paso de quitárselo. ¿Lo hago ya? ¿Me espero y mejor no tiento a la suerte?

En definitiva ¿cuándo confiasteis en que el proceso había llegado a su fin y que no habría marcha atrás con la operación pañal de vuestros hijos? ¿Retirasteis el pañal nocturno al mismo tiempo que el diurno?

Esto te puede interesar

9 Comentarios

  • Responder
    Una mamá muy feliz
    22 julio, 2016 at 09:49

    Ayyyyyy tienes que confiar y si le quitas el pañal de noche y es un éxito, ni plantearte volvérselo a poner….ya me imagino a la pobre bichilla haciéndo cábalas de madrugada “hoy me han puesto pañal así que a mear se ha dicho” o “uy hoy mucho cuidado que no tengo pañal”. Si no lo moja, es que ya no se va a hacer pipí en la cama, puede que alguna noche…Por ejemplo UNMF vovió a hacerse dos noches cuando empezó el cole y después de eso hasta hoy.
    Un día te das cuenta que todo está superado, aun así el cubre colchón no lo quito…jejejej

  • Responder
    Annabel y V
    22 julio, 2016 at 11:38

    Yo quité el diurno y el nocturno así a lo loco xD Para mi realmente fueron un par de semanas y ya, no tuvimos mucho más drama, lo único que le costó fue el pedir con un poco de antelación que cuando decía “pipi” era salir corriendo, y claro no siempre te pillaba en un sitio que pudieras ponerla a mear. Ahora ya lo pide con tiempo bastante como para llegar a algún lado o encontrar un sitio donde refugiarnos a mear y tomar un cafe xD

    Total, que yo sigo llevando casi siempre muda encima, por si acaso, sobretodo ahora en vernao que no cuesta nada meter una bragas y unas mallas cortas que casi me caben en el bolsillo pero hace años que no la uso más que por salvajadas de mojarse o tirarse comida/barro/agua encima.

  • Responder
    Una mama mas
    22 julio, 2016 at 14:49

    Nosotros llevamos 20 días… La caca mal, porque no lo pide o mejor dicho nos informa una vez ocurrida! No le gusta hacer fuera del pañal. Pero el pis muy bien! Y en la guardería muy bien también! A la noche lo sigue teniendo pero en la siesta no (excepto que no haya ocurrido la caca antes! En ese caso duerme con braguitas, y suelen salir secas durante la siesta!).
    Eso sí, no se le pregunta más, él nos dice… Con el tiempo justo, pero lo dice. Hemos ido a comer fuera, al parque y a muchos sitios y sin problemas! (Yo llevo igual una muda de ropa!). Y a la noche creo que no lo quitaremos hasta que controle bien por el día. Lo que sí haré será que en vez de pañal usemos braguitas, porque a la noche si se despierta pidiendo pis, y quitar y poner el pañal te quita mucho tiempo. Así que mejor braguitas y más cómodos!
    Cuando digo braguitas me refiero a estos pañales de aprendizaje, que se los pueden bajar ellos!

  • Responder
    claumineral
    23 julio, 2016 at 13:36

    Mi bichín también anda en plena operación pañal y lo mismo, hay días que hasta te pide ir a hacer pipí y otros que se niega en redondo y sólo nombrarle el orinal se echa a llorar y patalear. Ayer hizo caca por primera vez, el mismo se fué al baño y se sentó, pero luego por la tarde no quería hacer el pipí, decía que en el pañal. Sólo espero que para cuándo empiece el cole lo tengamos ya controlado!

  • Responder
    srajumbo
    23 julio, 2016 at 19:02

    Yo lo di por finiquitado a los 11 dias cuando ya dejó de haber escapes. No quise cantar victoria por si volvían pero nunca más. El nocturno no me corría prisa pero al mes o así de quitarle el diurno, el niño ya no lo quiso. Nos ha jodido..con lo bien que se iba ya sin el, no lo queria jajaj. Y de noche he de decir que mucho mejor que de dia porque nunca se le escapó en la cama, ese fue coser y cantar.
    En cuanto a tu marido..estoy contigo, a mi me decian que no le preguntase, que simplemente lo llevase al baño porque si preguntas se agobian, dicen que no, y ya no quieren ir.

  • Responder
    Yderepentesomos3
    23 julio, 2016 at 21:38

    Pues la teoria q me dieron a mi en la escoleta es q si estaba 5 dias seguidos sin mojar el pañal por la noche se lo quitara, se lo quité al mes y algo de retirarlo por el dia y fue muy bien, hasta q ayer se me ocurrió comentar lo bien q habia ido (con cero escapes) con mis compis de curro y como no!! Se me meó ayer por la noche en em sofá! Si es q no hay q hablar q se gafa!! Jejejeje pero weno no creo q sea mala estadistica asi q la doy por concluida la operación pañal y me mentalizo de q escapes habrá. Miedo me da el cambio de habitacion! Espero q no me involucione!!

  • Responder
    Maricarmen Lop [Desvaríos de una Madre]
    24 julio, 2016 at 10:59

    A nosotros lo operación pañal nos duró unos 4 días… Luego ha habido algún escape pero dentro de la normalidad, ningún retroceso. Le quitamos el pañal de día y de noche a la vez y genial. Aunque siempre pide y controla por si acaso llevo una muda de cambio cada vez que salimos. De vez en cuando le pregunto si tiene ganas, sobre todo antes de salir de casa o antes y después de dormir. El resto del día le dejo a su aire, sin agobiarle. Hace poco escribí sobre ello en el blog 😀 Un abrazo!

  • Responder
    mamapuede
    24 julio, 2016 at 18:02

    El nocturno lo quitamos a los quince días del diurno porque Leo me lo pidió y ni un escape.
    ¿Cuándo acaba? pues supongo que cuándo tu te relajes y lo dejes de pensar jaja.
    Yo un par de meses después todavía no sabía si habíamos acabado de todo por aquello de que fue tan fácil que no me lo terminaba de creer.

    Ya veremos que pasa con Gonzalo, que todavía no lo hemos intentado y tampoco tengo prisa, le he preguntado y alguna vez se sienta en el orinal y hace lo que tenga que hacer pero no muestra mucho interés así que esperaremos unos meses.

  • Responder
    nosoyunadramamama
    29 julio, 2016 at 11:39

    ostras, pues no sé cuándo se da por finalizada la operación pañal, en casa nunca hubo retrocesos, en cuanto llevaban 3-4 días sin hacerse pis, yo ya lo di por concluido… El pañal nocturno tardé en quitarlo, de hecho, Alfonso sigue usando todavía, mientra que Rafa, que tiene 2 años menos, dejó de hacérlo a la vez que por el día y se lo quité unas semanas después…

  • ¡No te cortes, deja un comentario!

    La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicitamos es para gestionar los comentarios que realizas en este blog. Legitimación: Al marcar la casilla de aceptación, estás dando tu legítimo consentimiento para que tus datos sean tratados conforme a las finalidades de este formulario descritas en la política de privacidad. Como usuario e interesado te informamos que los datos que nos facilitas estarán ubicados en los servidores de Webempresa Europa S.L., con domicilio social en Madrid, C/ Almagro 11 6º 7ª 1 C.P. 28010 España. El hecho de que no introduzcas los datos de carácter personal que aparecen en el formulario como obligatorios podrá tener como consecuencia que no pueda atender tu solicitud. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en info@planeandoserpadres.com así como el Derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de privacidad y cookies que encontrarás en el menú del blog.