Enseñanza/Colegio

Colonias escolares. Dormir fuera de casa con 4 años ¿demasiado pronto?

Colonias escolares. Dormir fuera de casa con 4 años ¿demasiado pronto?

En mis tiempos no se hacían estas cosas de las colonias escolares a tan temprana edad, y yo me visualizaba preocupándome por estos menesteres allá por la adolescencia de mi bichilla, por el viaje de fin de curso… No sé, pero no a su edad. Hace un par de semanas se fue a dormir fuera de casa con 4 años nada más. Su padre nunca lo vio como un opción disparatada, pero yo no he sabido si habíamos hecho bien o mal hasta que mi mochuela no ha estado de vuelta en casa. El plan era poco más que una excursión escolar normal: ir a una casa de colonias, zanganear, correr, jugar, investigar por el campo, hacer actividades al aire libre, compartir vida con sus compañeros de clase, con sus maestros, pasarlo en grande, dormir en literas y en saco de dormir, repetir lo mismo durante la segunda jornada y volver al colegio. Sólo una noche sin nosotros. Y ha ido muy bien. O eso dice ella y de momento nadie nos ha indicado lo contrario. Pero antes de que saliera por la puerta de casa cargada como una mula, valoramos todos estos pros y contras para dejarla ir o no.

1. Dormir fuera de casa con 4 años ¿no es demasiado pronto? Sigo creyendo que sí. Estoy de acuerdo en que debe ser una experiencia espectacular para ellos, un cambio radical en su rutina, una dosis de independencia que no se esperaban, de convivir con otras personas, de arreglárselas sin sus padres ¡pero es que son mini seres aún! A mi mochuela suele encantarle ir de excursión, por lo que mi única preocupación giraba en torno al modo nocturno: si nos reclamaba, se negaba a dormir, la liaba parda, alteraba a sus compañeros, se ponía rebeldona con el maestro, si tuviese menos autonomía que otros niños y no pudiera recibir ayuda cuando se enfurruña y no avanza ni a tirones… En fin, cuestiones relacionadas con el desconocimiento sobre sus capacidades o no para afrontar esta situación, puesto que nunca se había visto en esta tesitura. Pues eran preocupaciones tontas, porque según cuenta ella y dice su maestro, la vida en soledad la tiene dominada.

Colonias escolares. Dormir fuera de casa con 4 años ¿demasiado pronto?

2. La preparación para las colonias escolares. Y no me refiero al hecho de que nos dan una lista con un millón de cosas que reunir y que comprar (nosotros no teníamos linterna apropiada, ni saco de dormir) y etiquetar (benditas pegatinas termoadhesivas de Stikets, porque yo creí que desde que pasamos a P4, las marcas en la ropa y objetos se limitaban solo a las cuestiones externas como abrigos y zapatos, que es lo que más se puede perder. ¡Pero no! A las colonias hay que llevarlo todo, todo, todo etiquetado, así es que entre ropa interior, mudas de recambio… ¡qué horita más interesante he vuelto a echar! Sin embargo, a lo que me refiero es a que desde que volvieron de las vacaciones de navidad se han estado haciendo referencias a las colonias escolares y claro ¿cómo le explicas a tu criatura que no la vas a dejar ir? A mí me hubiera supuesto un problema, con el carácter que tiene la niña. He intentado no hablar mucho de ellas en casa, por si en el último momento hubiera estado enferma, o no se hubiera atrevido a dar el paso, pero cada día volvía del colegio explicándome cómo era la casa, y el campo, y la piscina que tendría una valla para que no se pudieran bañar, y las literas de las habitaciones… Vamos, que en esa clase estaban todos enterados de cuál sería el destino final.

3. Niños que no han participado en la actividad. Pensaba que yo era la única madre apretada de la clase, hasta que hemos visto que casi la mitad de los niños no han ido de colonias. Hablando con los padres, hay motivos de todo tipo: niños que aún se desvelan muchas veces por las noches, que siguen colechando, que usan pañal nocturno, que abiertamente no quieren ir, que no pueden pagar el gasto extra de las colonias escolares, que los padres sospechan que la van a liar y van a tener que ir a rescatarlos de madrugada… Hay variedad de situaciones.

colonias escolares con 4 años

4. Cuestiones logísticas. Si no la dejas ir, tienes que apañártelas porque no habrá colegio durante esos 2 días, cosa que puede trastornar mucho a algunas familias. Si la dejas ir, debes saber que si se accidenta o enferma deberás poder ir a recogerla. Poca broma, porque esta estaba a 50 kilómetros de casa y hasta el día anterior este hombre tenía nuestro coche en el aeropuerto y él estaba de viaje en Portugal. Cuando me entraba la vena dramática, me visualizaba recibiendo una llamada a las 3 de la mañana, pidiendo un taxi que me sacara un riñón por el viaje, dejando al niño abandonado con la abuela para ir a rescatar a la hermana… Eso sí, quise saber si nos harían ir a buscarla por motivos peregrinos como el “echo de menos a mi papá”, o “no quiero dormir aquí”, o “me da miedo esta casa”. Como me dejaron claro que por tontadas no nos iban a alertar, simplemente me pasé al pensamiento optimista de que seguro que no ocurriría ninguna tragedia grave que nos obligara a recuperarla por adelantado.

Supuestamente, habiéndola dejado ir hemos contribuido a mejorar su autonomía, su capacidad de socializar con otros niños y adultos, de convivir sin nosotros. Vamos, que casi la puedo dejar emanciparse tras este conato. Eso sí, tendré que hacerle yo la maleta para que se vaya, porque aunque en las indicaciones que nos dieron desde el colegio especificaban que los niños debían estar presentes en el momento de hacerla, la mía sólo puedo asegurar que salió de casa con la idea clara de dónde estaban la gorra de Minnie y la linterna. El resto de material para mí que ni lo miró por más que insistí en enseñarle lo bien que le había colocado las pegatinas con su nombre y tooooodo lo que llevaba para su aventura. ¿A qué edad dejasteis ir a vuestros churumbeles a este tipo de actividades? ¿En vuestros colegios se ponen muy insistentes para que los dejéis ir o son razonables con las necesidades de cada niño?

Esto te puede interesar

6 Comentarios

  • Responder
    Marta | La agenda de mamá
    4 mayo, 2018 at 09:41

    Debe ser algo muy común porque en el cole de Miss L este año también duermen fuera los de 4 años. Irá en unas semanas y cómo en vuestro caso llevan cebando el tema desde Navidad. Ella irá, pero que Dios nos pille confesados… A ver qué tal.
    Nosotros si tenemos todo lo que piden las profes (no piden saco de dormir), pero aún me queda echarle un par de horitas para marcar todo. Deséame una horita corta o algo…
    Un beso

  • Responder
    Mamagnomo
    4 mayo, 2018 at 11:06

    A mi me encantaba irme a dormir fuera con mis 3-4 años a casa de cualquier amigo o familiar de confianza Minima y no soy capaz de que nadie se vaya de esta casa!!!!!! Jajaja la hubiera dejado ir pero a sabiendas que no iba a dormir nada y que iba a venir con sueño! Pero yo no lo veo normal la verdad jajaja yo no me fui hasta los 8 de campamento. Aunque a mí hermana la mandaron a los 5 ya conmigo… no sé, supongo que no pasa nada…

  • Responder
    La mama fa el que pot
    4 mayo, 2018 at 11:10

    En mi colegio no se van de colonias hasta P5 y sólo una noche. Yo había ido de colonias como monitora con niños de P4 y la verdad es que creo que hay diferencia entre un curso y otro y algunos echaban de menos a sus padres a la hora de dormir. Aunque la mayoría estaba tan agotado que dormían que daba gusto. La verdad es que los niños se comportan muy diferente cuando están con sus padres que en el cole.
    En nuestro cole creo que han ido todos a las colonias y si alguno no ha ido ha sido una cosa muy puntual. Algunos como dices aún llevan pañales nocturnos pero no ha sido un problema, todas estas cosas nos las plantearon a los padres antes para que pudieran atender las necesidades puntuales que tuvieran.
    Lo de hablarles sobre ellos durante tanto tiempo es para irles preparando, a veces tienes miedo de las cosas que desconoces, por lo que hablar sobre ellos, saber como va a ser el sitio donde van a estar les hace estar más tranquilos para poder disfrutar de la experiencia.
    Sobre el tema del coste de las colonias en nuestro caso no es un gasto extra, está incluido en las cuotas que pagamos trimestralmente para materiales y en caso que alguna familia no tenga recursos creo que tienen becas del Ampa para pagar estas cosas.
    En el caso de mi hija la experiencia ha sido también maravillosa, quiere ya volver a marchar de colonias. Pero es verdad que mi hija tiene un año más.
    Pero tngo claro que si ella no hubiera querido ir no la hubiéramos obligado.

  • Responder
    olga
    4 mayo, 2018 at 12:00

    En el cole de mi hija empiezan en P3. Y allá va ella este mes a sus primeras colonias, con 3 años.
    Yo empecé a los 6.
    No le veo ningún problema, creo que con 3 años ya puede dormir una sola noche con sus compañeros de clase y con todos los tutores/profes/monitores que van con ellos. No es una niña que reclame por las noches, duerme sola, y le va a encartar la experiencia!
    El único problema que veo es la logística: qué mochila le pongo a una niña de 3 años en la que quepa todo lo etiquetadito, y el saco de dormir!!! Se la va a comer la mochila!!!

  • Responder
    Meritxell
    4 mayo, 2018 at 13:44

    Mi niño aun no llega a los 2 años.. pero sin duda aunq como madre me cueste despegarme de el.. ira de colonia!!! Para mi en mi infancia eran la excursión mas esperada!!!! Así que son sagradas las colonias!!

  • Responder
    Mari Limon Solis
    5 mayo, 2018 at 10:09

    No tenía ni idea, k los niños durmieran fuera con esa edad. Mi hijo a pasado hace poco 2 noches de excursion con el colegio, tiene 10 años, pero a ido a unos 700 km de distancia. Y hasta el último momento no me he decidido a dejarlo ir. A ido la mitad de los alumnos del curso.
    Así k a mí me parece ilógico k lo hagan con 3 o 4 años.

  • ¡No te cortes, deja un comentario!

    La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicitamos es para gestionar los comentarios que realizas en este blog. Legitimación: Al marcar la casilla de aceptación, estás dando tu legítimo consentimiento para que tus datos sean tratados conforme a las finalidades de este formulario descritas en la política de privacidad. Como usuario e interesado te informamos que los datos que nos facilitas estarán ubicados en los servidores de Webempresa Europa S.L., con domicilio social en Madrid, C/ Almagro 11 6º 7ª 1 C.P. 28010 España. El hecho de que no introduzcas los datos de carácter personal que aparecen en el formulario como obligatorios podrá tener como consecuencia que no pueda atender tu solicitud. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en info@planeandoserpadres.com así como el Derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de privacidad y cookies que encontrarás en el menú del blog.